La OEA pide que en la Asamblea General el reingreso de Cuba no sea un tema central

Durante la misma, el tema principal será la no violencia. Ante esto, aseguran que el reingreso de Cuba a la organización no es más que "un tema"
La Organización de Estados Americanos (OEA) llamó este domingo a no cubanizar la Asamblea General que el organismo celebrará este martes en la hondureña San Pedro Sula y que, según afirmó, promete ser "histórica" al buscar un "verdadero compromiso" sobre la no violencia, tema oficial de la cita.

En rueda de prensa en la sede hondureña, el secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, recordó que la Asamblea General tiene un "temario claro", la no violencia, "que une a todos" los miembros del sistema interamericano, sostuvo. "Es un tema central al que espero los cancilleres le dediquen la mayor cantidad de tiempo", insistió Insulza, mientras que su número dos, Albert Ramdin, le secundó destacando la "suma importancia" para el hemisferio "por ser una de las regiones más violentas del mundo", sobre todo entre los jóvenes, recordó.

Los organizadores sin embargo admitieron que el intenso debate que ha generado la eventual derogación de la sanción que en 1962 expulsó a Cuba de la OEA por su adhesión "marxista-leninista" amenaza con opacar todos los demás asuntos, entre los que también está la búsqueda de financiación para programas de desarrollo en Haití como mandato de la reciente Cumbre de las Américas en Trinidad y Tobago.

Ante esto, la vicecanciller hondureña, Patricia Licona, subrayó que Cuba no es más que "un tema" de la agenda de la Asamblea, a la par que reconoció que "es necesario" revisar un asunto porque "nació aquí" y ya ha sido planteado por todos los jefes de Estado y de gobierno latinoamericanos que, recordó, concuerdan en la necesidad de reintegrar a la isla en el sistema interamericano.

También Insulza, aunque trató de distanciarse de los cada vez más acalorados debates que provoca el tema cubano, reconoció que se trata de un "asunto pendiente" que el organismo no puede eludir a la larga.

Comentá la nota