Pico: destapan la olla de los subsidios electorales

Las elecciones legislativas de 2009 se desarrollaron cuando el invierno amanecía, pero sus resultados y la forma de hacer política por parte del oficialismo pampeano hicieron levantar temperatura a los concejales de la oposición. Así sucedió en la última sesión del Concejo Deliberante cuando la edila Patricia Testa (UCR–Frepam) cuestionó la cantidad de subsidios entregados en el mes en que se hizo la contienda electoral.
Con su acostumbrada cirugía política al momento de analizar los balances municipales, la concejala puso de relieve que una llamativa cantidad de auxilios financieros fueron entregados en junio del año anterior. Los subsidios llegaron generosamente desde el Ministerio de Bienestar Social en favor de familias con necesidades. Claro que los ediles de la oposición tuvieron acceso a la información recién a fin de año, cuando la comuna presentó las rendiciones de cuentas de mayo, junio y julio.

Trescientos subsidios.

Testa utilizó comparaciones entre mes y mes para dejar al descubierto el uso discrecional de los dineros públicos en época electoral. En abril de 2009 se transfirieron desde provincia 7.700 pesos para ser aplicados en subsidios. En junio del mismo año la cifra creció hasta los 80.000.

De acuerdo con la información suministrada por el municipio, los subsidios iban entre los 100 y los 450 pesos. Testa pidió que se termine la "dadiva" y se comience a poner en marcha políticas para generar fuentes de trabajo. Se estima que en el mes de la abundancia unos 300 subsidios fueron entregados en pocos días a distintas familias de la ciudad.

La concejala del Frepam también reclamó más agilidad a los funcionarios encargados de las finanzas municipales ya que sólo tres balances salieron aprobados durante 2009. "Queremos saber qué pasó durante el resto del año y cómo realizó los gastos la municipalidad", dijo Testa.

La cantidad de recursos económicos utilizados por el justicialismo en la última elección, ya habían sido objetados por la oposición apenas se conocieron los resultados categóricos logrados por el PJ en General Pico. La diferencia de votos fue tan generosa en favor de los candidatos del peronismo, que ese porcentaje le aseguró a Carlos Verna el triunfo a nivel provincial.

Maquinaria.

En las semanas previas a la elección fue evidente en la ciudad que el oficialismo husmeaba derrotas en varias localidades y, por eso, volcó todos los esfuerzos en Pico para sacar la mayor cantidad de votos posible. Toda la maquinaria electoral se volcó a las calles en busca de un triunfo local lo más amplio posible. Pero el resultado fue tan ajustado en la provincia, que la denominada "caravana de la victoria" demoró en partir.

Ahora, a más de seis meses de la compulsa electoral, la oposición revela cómo una generosa cantidad de subsidios fueron utilizados en los días previos a la elección, cuyos fondos fueron remitidos desde Bienestar Social, cuya titular, Cristina Regazzolli, también era candidata a diputada nacional.

Comentá la nota