Pichetto: "El Senado no va a sesionar hasta marzo"

Volvió a rechazar así un acuerdo con la UCR
El jefe del bloque kirchnerista del Senado, Miguel Pichetto (Río Negro), dice que está cansado y que se tomará este fin de semana en Viedma para descansar de tanto trajín político en pleno enero. Pero antes de partir hacia el Sur sorprendió al coincidir con Elisa Carrió en cuanto a que sería muy grave que la oposición convocara al Congreso en su receso estival para discutir los DNU de Cristina Kirchner.

"No hay ninguna posibilidad de sesionar, salvo que la Presidenta convoque a sesiones extraordinarias", insistió Pichetto ante LA NACION.

-Entonces ¿la propuesta del radicalismo está desechada?

-Para nosotros el decreto de necesidad y urgencia tiene plena validez porque fue firmado en el marco de la Constitución. Además, creo que vamos a poder superar los obstáculos judiciales.

-¿Por qué?

-Porque el Gobierno tiene razón. Estimo que en algún momento habrá racionalidad de algunos sectores políticos para ratificar el decreto.

-Bueno, la UCR criticó a Redrado.

-Que Gerardo Morales diga que es inadmisible que Redrado siga un día más en la presidencia del Central me parece un adelanto importante. Pero es sólo una buena señal discursiva. En los hechos todavía tenemos a Martín Redrado haciéndole daño al país. Creo que debería hacer un gesto y retirarse del cargo.

-¿Aceptaría un apoyo a la remoción de Redrado a cambio de habilitar el debate en el Congreso del pago de la deuda?

-No hay que descartar el diálogo, pero la oposición tiene que plantear salidas razonables y no ser obstáculo en la gestión del Gobierno y sus políticas dirigidas a mejorar las condiciones del país. Mi posición es la ratificación plena de los decretos.

-¿Qué dicen en el Gobierno de la propuesta de la UCR?

-Nosotros entendemos que los decretos que la Presidenta firmó lo hizo en pleno ejercicio de sus facultades y tienen plena vigencia.

-¿Cómo sigue esto?

-En el Senado no hay posibilidad de sesionar, la oposición no tiene número y no creo conveniente para la oposición quebrantar los principios de la institucionalidad que tanto defiende planteando un esquema de autoconvocatoria del Congreso.

-Cristina Kirchner defendió la misma postura en 2001.

-Esbozó una idea en el marco de una crisis terminal. Hay que leer las situaciones en su contexto histórico. Por eso me parece correcto, más allá de las diferencias que tengo con ella, lo que dice Carrió. Ella sabe el peso y tiene una visión clara de lo que significa transgredir las reglas.

Comentá la nota