Las picaduras de alacrán no distinguen barrio ni hogar

Se triplicaron los casos en el Hospital de Niños / Están en villas, casas y departamentos / La Municipalidad entrega tierra de diatomea, pero especialistas dudan de su efectividad.
En el último mes han aumentado los casos de picaduras con alacranes o escorpiones en la ciudad de Córdoba. Un dato importante: estos arácnidos no distinguen barrio. Atacan en zonas periféricas y en edificios del centro.

Entre 1994 y 2008, el Centro de Zoología Aplicada (CZA) de la Universidad Nacional de Córdoba receptó 310 ejemplares de la especie más peligrosa. El trabajo concluyó que las características de las viviendas y del barrio no son factores determinantes. Se encontraron tanto en villas de emergencia como en edificios, y en diferentes barrios.

"Lo que sucede es que han invadido los desagües y cloacas donde hay cucarachas, su alimento. Es muy difícil de erradicarlos de allí. Han encontrado un hábitat ideal con abundante alimento y sin predadores. Van a aumentar los casos", aseguró Gustavo Reati, investigador del CZA.

El aumento es ya una realidad. Nilda Gait, jefa de Toxicología del Hospital de Niños, confirmó que en diciembre y en lo que va de enero recibieron casi tres picados por día, mientras que la temporada pasaba recibían sólo uno. "Atendemos casos de todos los barrios, incluso de countries", dijo.

Y agregó: "Hace 15 días recibimos siete casos en un fin de semana. Las picaduras son más graves porque están más virulentos. Hoy (por ayer) hay un niño en terapia intensiva, estoy por internar a otro y ya di de alta uno", comentó la médica.

Gait determinó que las picaduras aumentan en los picos de calor. En tanto, Reati asocia este incremento al cambio climático que ha modificado sus hábitos y ambiente.

En la ciudad de Córdoba viven dos especies. La que trae problemas médicos severos es el Tityus trivittatus, que se caracteriza por tener un aguijón con una pequeña protuberancia. Sin embargo, Gait recibió casos picados por otras especies no originarias de Córdoba y peligrosas. Las picaduras ocurren especialmente en baños, cocinas y lavaderos, donde hay cañerías, pero también en jardines, asadores y hasta en dormitorios.

No sirve. "Cualquier insecticida comercial es efectivo, menos la tierra de diatomea. No hay evidencias de que los mate. Se lo hemos dicho ya a la Municipalidad", indicó Reati.

El municipio defiende su uso porque no es nocivo para los niños e invita a los vecinos a recoger esta sustancia de la Dirección de Defensa Civil (Pueyrredón 1154) para combatir al arácnido.

Hospitales públicos

Gait explicó que los sitios de referencia son los hospitales de Niños y Rawson. Sin embargo, todos los hospitales públicos están capacitados para diagnosticar una picadura. Emergencias al teléfono (0351) 458-6405/6.

Comentá la nota