Pezzotta desplegó un abanico de errores

La mala actuación de Sergio Pezzotta se advirtió con un sinnúmero de decisiones equivocadas. El árbitro pareció apiadarse del mal momento de Boca por la forma en que perdonó a varios de los jugadores xeneizes.
A los 16 minutos del primer tiempo debió haberle mostrado una tarjeta roja directa a Sebastián Battaglia por un fuerte planchazo a Rodrigo Braña, pero a su criterio sólo mereció una amarilla. Luciano Monzón cometió idéntica infracción ante el mismo jugador, pero el juego siguió como si nada, a los 34 minutos de la segunda etapa. En tanto, Hugo Ibarra se expuso con faltas reiteradas contra Leandro Benítez, aunque ni siquiera fue sancionado con amarilla. Lo mismo ocurrió con Julio Cáceres, que tuvo como víctima a Braña. Y en Estudiantes, Juan Sebastián Verón tampoco vio esa tarjeta pese a un foul duro contra Ibarra.

Para completar un fatídico partido, Pezzotta no sancionó un penal en favor de Boca a los 31 minutos del primer tiempo, luego de una infracción ?y mano posterior? de Desábato a Battaglia.

Comentá la nota