Pese a la conciliación, siguen las demoras por el paro de LAN

Cinco sindicatos iniciaron la medida en reclamo de mejoras salariales, lo que llevó a que los vuelos de la compañía fueran demorados. Trabajo dictó la conciliación obligatoria y se espera que los gremios la acaten. Cientos de pasajeros están varados en Aeroparque, esperando que reprogramen los vuelos.
Pese a que el Ministerio de Trabajo intervino en el conflicto de la compañía aérea LAN y dictó la conciliación obligatoria, las demoras continúan. Es que desde esta mañana, cuando los trabajadores de esa aerolínea agrupados en cinco gremios anunciaron un paro sorpresivo en reclamo de mejoras salariales, cientos de pasajeros permanecen varados en el aeroparque metropolitano Jorge Newbery.

Los cinco gremios que nuclean a los trabajadores aeronáuticos –la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (APLA), la Asociación del Personal Técnico Aeronáutico (APTA), la Asociación Argentina de Aeronavegantes (AAA), la Asociación del Personal Aeronáutico (APA) y la Unión del Personal Jerárquico (UPSA)- anunciaron a las 5.30, que iniciarían un paro "por tiempo indeterminado" que afectaría a los servicios de LAN.

El titular de APLA, Jorge Pérez Tamayo, explicó que el paro contaba con el apoyo de los cinco gremios aeronáuticos. Y señaló que el objetivo de la medida de fuerza era reclamar un "35 por ciento de aumento salarial".

En un comunicado, LAN calificó de "incomprensible" el paro, ya que -según afirmó- hubo un "ofrecimiento de aumento promedio del 15 por ciento a partir de septiembre último y por un año" que "se suma a importantes aumentos otorgados en el mes de septiembre de 2008 y a nuevos aumentos realizados en el mes de marzo pasado".

La medida de fuerza dejó a cientos de pasajeros varados en Aeroparque, a la espera de la reprogramación de los vuelos de LAN. También afectó a los usuarios de la compañía que debían tomar vuelos internacionales en Ezeiza.

El vocero de la empresa, Pablo Kerol, señaló que como consecuencia de la medida "fueron postergados los vuelos que teníamos previstos para las primeras horas de la mañana".

Según dijo, "ningún vuelo ha sido cancelado, sólo han sido suspendidos" los que debían partir con destino a Calafate y Ushuaia, Córdoba, Neuquén y Tucumán y los que a las 9 debían salir hacia San Carlos de Bariloche y puerto Iguazú.

En este sentido, aclaró que la compañía aguardaba a que el Ministerio de Trabajo dictara la conciliación obligatoria para reprogramar los vuelos. Fuentes de la cartera laboral informaron a Clarín.com que habían decidido intervenir en el conflicto y que acababan de dictar la conciliación obligatoria por un plazo de 15 días hábiles. Ahora se aguarda a que los gremios resuelvan si la acatan o si mantienen la medida de fuerza.

Comentá la nota