A pesar de la crisis, los paquetes turísticos aumentaron un 30 %

Si bien los precios de los paquetes de viajes subieron, el nivel de consultas en las agencias es bueno aunque el cierre de ventas efectivas es menor al de 2007. Aún no se cubrieron las plazas de enero.
Apesar de la crisis, la inflación no deja de golpear al sector del turismo. En nuestra ciudad, el costo de los paquetes ha subido, en promedio, un 30 por ciento. Y esa suba se produce en un año que está muy lejos del boom del que gozó el turismo. Por la incertidumbre económica, las agencias de viajes confirman que se ha producido una gran baja en las ventas.

“Muchas personas se acercan a consultar por los viajes, pero el nivel de compra de los paquetes es muy bajo”, aseguró Fernanda Falco, encargada de ventas de Carlos Garro Travels.

Mariana Bonelli, de la agencia Turismo Río Cuarto, confirmó el diagnóstico: “Hay demasiada incertidumbre por el tema económico y la gente piensa dos veces antes de contratar el servicio”.

Aseguró que en estos últimos cinco años el “punto de explote” de la temporada es cada vez más lento. La agencia Expender Travels afirmó que, en 2007, a esta altura de diciembre ya tenían cubiertas todas las plazas hasta febrero. Con las ventas de este mes aún no alcanzan a cubrir todos los lugares disponibles para el mes de enero.

Los pasajes y alojamiento en la costa argentina han aumentado entre el 20 y el 30%, según la agencia Turismo Río Cuarto. En el sur argentino la situación es aún peor, con un aumento del 40%. “ Los precios del sur han aumentado también porque ha mejorado el servicio pero la mayoría de la gente no puede acceder económicamente a esos precios y se decide por la costa o Brasil”, afirmaron desde la agencia Carlos Garro Travels.

Así, Brasil se convierte en el lugar más buscado por los turistas argentinos en esta temporada. Esa misma tendencia se comprueba en Río Cuarto, donde la demanda para viajes a Brasil aumentó un 25%, según estimaron las agencias.

“Las consultas por Brasil aumentaron muchísimo esta temporada, por la oferta hotelera tan variada que ofrece, el cambio favorable y por elclima tropical que asegura una buena estadía en la playa”, afirma Lorena Borgogna de Crusoe Viajes.

Los elegidos

Los destinos más solicitados son Florianópolis, Camboriú, Foz de Iguazú, Bombinhas y más al norte, Río y Buzios. Unos pocos se deciden por lugares más exclusivos del nordeste como Recife, Bahía y Fortaleza. Luego continúan los clásicos Mar del Plata, Villa Gesell y San Bernardo. Muy por debajo, siguen lugares del sur argentino, como Las Grutas, Villa La Angostura, Calafate, entre otros. Esto considerando que los precios de estos lugares generalmente cotizan en dólares.

Si bien en esta época suele elegirse el destino para vacacionar, este año la mayoría retrasa al máximo la decisión.

La única desventaja de Brasil es el costo de los pasajes aéreos. En el país limítrofe, la mayoría de las líneas aeronáuticas tienen sus tarifas en dólares. Pero en colectivo los precios son más bajos. Los costos entre Brasil y la Costa argentina sólo presentan una diferencia de entre $300 y $400. Un paquete a Camboriú por siete noches asciende a $1.550, mientras que uno a Mar del Plata, por 7 días cuesta $1.190. Y en el caso de Torres, la estadía de 7 días y 10 noches tiene un precio de $1.474. Los precios de los insumos allí no varían mucho con respecto a los de acá, por eso muchos se deciden por estos lugares, según las agencias. Sin embargo, el viaje a la costa argentina para una familia tipo será bastante más caro. Las familias que quieran pasar una semana de vacaciones en la costa necesitarán recurrir a algún que otro ahorro y al sueldo. Un grupo compuesto por cuatro personas gastará cerca de $6.500 para pasar una semana junto al mar. Y si prefieren algo de más nivel, los costos se duplican.

Todo parecería indicar que vacacionar este año requiere de una planificación presupuestaria mucho más exhaustiva. La mayoría reflexiona y espera hasta último momento para confirmar el viaje. Pero paradójicamente, quienes se aventuran a vacacionar, deciden gastar un poco más y trasladarse algunos kilometros más en busca del clima tropical brasilero.

Esperan 1.200.000 argentinos

El ministro de Turismo brasilero, Luiz Barreto, afirma que espera un 30% más de turistas argentinos en las playas brasileñas, lo que implicaría 1.200.000 argentinos.

Parece que la combinación de la devaluación del real y los problemas de la economía argentina son factores clave a la hora de la elección. El real perdió cerca de un 30% de su valor frente al dólar; el cambio es de 2,17 reales. Es evidente que la diferencia de precios entre 2008 y 2009 causada por la devaluación, hace que la oferta de visitar tierras brasileñas suene mucho más tentadora. Aunque el pasaje y la estadía son más caros que en Argentina, las agencias dicen que el cambio es favorable.

Tarifas de paquetes estándar doble ( 7 días y 10 noches)

l Camboriú $1.550

l Florianópolis $1.691

l Bombinhas $2.937

l Torres $1.474

l Buzios $2.298

l Mar del Plata $1.190

l Villa Gesell $1.090

l La Angostura* $4.600

* (cabaña para 6 personas)

Comentá la nota