Peronistas disidentes y socialistas dicen que el presupuesto perjudica a Santa Fe

La diputada nacional Augsburger señaló que este presupuesto no va a cumplir con el piso coparticipable del 34% de los recursos y sólo llegará a un 31%. Walter Agosto sostuvo que la provincia recibirá un 17% menos de fondos para obras en relación al 2009.
El oficialismo deberá esforzarse hoy para conseguir el quórum en la Cámara de Diputados que le permita aprobar, en sesión maratónica, el paquete presupuestario 2010. Todo el arco opositor ya anticipó que no colaborará con el número, incluida la centroizquierda, que reclama que se debatan previamente proyectos ya presentados para combatir la pobreza.

El bloque del Frente para la Victoria, que comanda el ultrakirchnerista Agustín Rossi (Santa Fe), confía no obstante en obtener los 129 legisladores necesarios para arrancar la sesión, ya sea gracias a sus tradicionales aliados o bien a legisladores que, a último momento, negocien con el Gobierno fondos u obras para sus provincias. Es la misma estrategia que repiten cada vez que las sesiones se anticipan complicadas.

La sesión de hoy promete ser maratónica, pues no sólo se debatirá el proyecto de ley de presupuesto 2010, sino también la prórroga de una decena de impuestos que vencen a fin de año y la suspensión durante dos años de la ley de responsabilidad fiscal. El oficialismo pidió sesión especial para apurar los tiempos -quiere el paquete de leyes aprobadas por el Congreso antes del 10 de diciembre- y la oposición puso el grito en el cielo.

En diálogo con LT10, Silvia Augsburger, diputada nacional del socialismo, expresó que "en este presupuesto, nuevamente, el poder central se queda con gran parte de los recursos disponibles. Este será un año más donde no se abre el debate para coparticipar estos recursos y las provincias están cada vez más ahogadas. La diferencia de este año es que el Ejecutivo reconoce ese ahogo porque se van a votar dos artículos, el nº 73 y el nº 74, donde se establece un programa de ayuda y la posibilidad de que el gobierno nacional resuelva quita de la deuda que las tienen provincias con el poder central".

Además, la diputada nacional del socialismo señaló que "este presupuesto no favorece en anda a santa fe ni a ninguna de las provincias. Nosotros creemos que las provincias deben manejar sus propios recursos, vivimos en un país Federal. Nosotros insistimos una vez más en que se abra el debate de una nueva ley de Coparticipación Federal. Vamos a votar un presupuesto que nuevamente incumple con el piso del 34% de coparticipación; solamente vamos a tener un presupuesto que coparticipa el 31%".

Consultada sobre cuales son los motivos para que la Cámara de Diputados apruebe este presupuesto, Silvia Augsburger manifestó que "se vota porque hay una mayoría oficialista que acepta esta decisión del Poder Ejecutivo Nacional. Este es un Congreso que solo ha votado lo que el Ejecutivo ha deseado. Después del 28 de junio hemos tenido una sesión especial donde votamos facultades delegadas, una sesión especial donde votamos la ley de medios y la sesión de hoy. Yo no creo que esta situación cambie sustancialmente a partir del 10 de diciembre. Hay que construir una alternativa de gobierno y legislativa para el 2011".

Sobre el voto socialista, la diputada nacional adelantó que "vamos a votar en contra, como lo hicimos todos estos años".

Por su parte, Walter Agosto, diputado nacional del Justicialismo, sostuvo que "la partida que está prevista para obras en Santa Fe es menor en términos nominales, que la del año anterior. Los 464 millones previstos para Santa Fe en el 2010 significan un 17% en relación al lo que figuraba en el 2009. Esto no venía ocurriendo en los presupuestos anteriores. En las últimas horas, estuve viendo que habrá alguna partida adicional para obras en Santa Fe pero evidentemente no cambia el sentido del cuestionamiento que estamos haciendo".

Además, el diputado nacional del Justicialismo agregó que "nosotros vamos a votar en contra de este presupuesto. Nosotros no estamos de acuerdo con que el impuesto al cheque no se coparticipe y aquí se plantea una prórroga de esta situación. Y además, la coparticipación para el 2010, aún incluyendo el fondo sojero, será menos del 34%".

Finalmente, Walter Agosto subrayó que "estamos viendo que se plantea un superávit muy importante para ANSES, del orden de los 15 mil millones de pesos. En su momento, nosotros presentamos un proyecto donde planteamos que una vez que ANSES tuviera un fondo de garantía de sustentabilidad, como lo es en la actualidad, se le fuera restituyendo gradualmente a las provincias el 15% que aportar a la caja nacional. Por lo tanto, como vemos que nada de lo que proponemos tiene correlato en el presupuesto vamos a votar en contra".

La sesión se iniciará con el debate de las prórrogas impositivas por diez años -hasta 2019- para Bienes Personales, Ganancias y Ganancia Mínima Presunta; dos años para el impuesto a los Créditos y Débitos Bancarios y un año para el gravamen que se aplica sobre el precio final de los Cigarrillos.

Estos impuestos vencen el 31 de diciembre y venían renovándose por 12 meses, año tras año, pero esta vez las prórrogas propuestas son hasta el 2019, para el caso de Bienes Personales, Ganancias y Ganancia Mínima Presunta.

En tanto, la contribución sobre el capital para las cooperativas será prorrogada por cuatro años, mientras que se establecen hasta fines de 2011 el impuesto al cheque y hasta el 31 de diciembre de 2010 para el gravamen a los cigarrillos.

En el debate en comisión, la mayoría de los bloques opositores, que presentaron cuatro dictámenes de minoría, plantearon la necesidad de que el Impuesto a los Bienes Personales no establezca un límite de 305.000 pesos y que, pasado ese monto, sólo se pague por el excedente.

El arco opositor también pidió que no se efectúen prórrogas por 10 años, que el impuesto al cheque sea coparticipable y que el impuesto a las Ganancias afecte menos a la producción y más a la renta financiera.

Junto con estas prórrogas, en la misma sesión, los diputados aspiran a debatir además un proyecto elaborado por los gobernadores y canalizado por sus legisladores afines, que propone una serie de excepciones temporales a la Ley de Responsabilidad Fiscal.

El texto prevé que queden sin efecto durante este año y el próximo la aplicación de la prohibición para emitir deuda por un valor superior al 15 por ciento de sus ingresos corrientes, y la imposibilidad de cerrar el ejercicio fiscal del año con déficit financiero.

También, el proyecto establece una mayor flexibilidad para poder trasladar recursos destinados a gastos de capital hacia el rubro de gastos corrientes.

De acuerdo a los cálculos del oficialismo, el tratamiento del proyecto del Presupuesto 2010, en tanto, podría comenzar en la madrugada del jueves aunque no se descarta pasar a un cuarto intermedio y retomar el debate de la ley de leyes en horas del mediodía.

El proyecto de Presupuesto, que fue debatido en comisión durante tres semanas, a donde asistieron funcionarios del Poder Ejecutivo, prevé un crecimiento del PBI del 2,5 por ciento, y gastos por 273.129,4 millones de pesos, de los cuáles, el 60 por ciento serán destinados a Servicios Sociales.

En base a las proyecciones oficiales, las exportaciones para el año próximo sumarán 65.173 millones de dólares, con un crecimiento real del 8,4 por ciento, y las importaciones a 50.995 millones millones, un 7,4 por ciento por sobre las del 2009, lo que dejará un superávit comercial en torno a los 14.000 millones de dólares.

El tipo de cambio promedio, en tanto, fue previsto en 3,95 pesos por dólar, y la inflación el 6,1 por ciento anual.

Comentá la nota