El peronismo tiene poco tiempo y muchos candidatos

El Movimiento Evita de Río Negro se movió rápido después de la decisión del gobierno nacional de adelantar las elecciones legislativas al 28 de junio.
Los principales referentes de este espacio peronista en la provincia, Ernesto Paillalef y la legisladora Silvia Horne, decidieron el fin de semana el lanzamiento de sus candidaturas para la diputación nacional.

"Estas elecciones configuran un plebiscito acerca del modelo de país instituido a partir del año 2003. Asegurar entonces que los representantes de la provincia sostengan dicho modelo es de vital importancia", expresaron los dirigentes luego de una reunión realizada en Jacobacci. Como conclusión del encuentro manifestaron que "el Movimiento Evita respalda la anticipación del llamado a elecciones propuesto por el gobierno nacional por contribuir a la unidad nacional imprescindible en este momento".

Cabe recordar que Paillalef intentó ser diputado en el 2007, pero perdió la interna con el actual legislador, Jorge Cejas.

Mientras tanto, la mesa ampliada del PJ rionegrino (consejeros y conducción del Congreso) se preparaba ayer para la reunión del próximo sábado en Villa Regina, donde se avanzará en el análisis sobre el escenario preelectoral y se intentará consensuar el nombre de los candidatos.

De todas maneras se llamará a un congreso posterior para formalizar todas las acciones legales y evitar que surjan impugnaciones por obviar alguno de los pasos. La principal decisión que se debe tomar tiene que ver con la convocatoria a elecciones internas. Si bien persisten las diferencias entre quienes apoyan a Oscar Albrieu y los que pretenden un recambio generacional, entre la mayoría de los dirigentes existe la convicción de que una interna complicará las chances finales del partido.

De todas maneras, no todos piensan igual. El jefe de Anses en Valle Medio, Miguel Delgado, sostuvo ayer que su candidatura se mantiene firme y reclamará que se llame a votar.

Comentá la nota