El peronismo dejó solo a Racconto en su crítica al vínculo con la Nación

Las palabras y las cartas que el vicegobernador, Cristian Racconto, había dejado discurrir para manifestar su desacuerdo con algunas decisiones del gobierno de Celso Jaque ayer se le volvieron en contra.
El encuentro para reflexionar sobre la situación de Mendoza en relación con la promoción industrial de las provincias vecinas estuvo plagado de opositores. Pero ni un justicialista se asomó por el salón de los Pasos Perdidos y sólo algunos enviaron cartas justificando su ausencia.

Tanto fue así que varios cometieron el desliz -incluido el diputado nacional Enrique Thomas- de hablar de la "oposición" cuando, en realidad se quería hacer mención al "oficialismo". Otro "lapsus" -del sindicalista Jorge Córdova- fue llamar a Racconto "gobernador". Pero la soledad partidaria del Vice -varios empleados legislativos y de su oficina se apostaron en las sillas para agrandar el centenar de asistentes- no impidió que el hombre hiciera un "balance positivo" de la jornada.

En los pasillos, se rumoreaba que se había bajado la orden dentro del PJ de ignorar el acto. Es que llamó la atención la ausencia de legisladores peronistas que se han expresado a favor de frenar la dependencia financiera de Mendoza con la Nación. Sólo el senador Vicente Russo envió una nota explicando un proyecto de diferimiento impositivo para la provincia. Mónica Troadello y Marita Perceval, senadoras nacionales por el justicialismo, también enviaron escritos excusándose por la ausencia.

Al otro lado de la puerta, varios diputados justicialistas se ocupaban del endeudamiento junto con los funcionarios del área de Hacienda. Ninguno quiso ni mirar lo que las alrededor de 100 personas escuchaban respecto de los abusos de poder que la Nación realiza con la Provincia en materia financiera ni de las pérdidas económicas sufridas durante más de 30 años por culpa de la promoción.

"También peleamos por esto porque Mendoza está en una situación económica complicada", expresó Racconto, al mismo tiempo que se mostraba a favor del endeudamiento para cubrir el déficit.

El Vice recibió elogios y agradecimientos de los diferentes panelistas aunque hubo uno, el diputado nacional Omar De Marchi (PD), que lo apuró y le volvió a pedir formalmente la realización de una Asamblea Legislativa (tal había sido el pedido inicial de la oposición) para llevar al Congreso una decisión institucional de mayor peso. El requerimiento del demócrata se realizó sin el apoyo de la mayoría de los legisladores de ese partido que hace unas semanas firmaron el pedido de Asamblea. Sólo asistieron Nelly Gray, Antonio Spezia y Ernesto Corvalán.

Fiel a su estilo, Racconto deses-timó la idea caballerosamente. "La idea de hacer una jornada de reflexión en lugar de la Asamblea fue no sólo por las exigencias de interpretación del reglamento para convocarla sino, sobre todo, porque queríamos que participaran otros sectores de la sociedad y no sólo los partidos con representación parlamentaria", se excusó. Agregó que el encuentro sumaba "un granito de arena al Gobierno" del que forma parte pero que la etapa había sido superada.

Reclamos a la Nación

Los diputados nacionales del cobismo (Silvia Lemos, Laura Montero y Thomas) y el PD - De Marchi- fueron los primeros en disertar sobre la mala situación en la que queda la provincia si el miércoles se aprueba en el Senado el artículo 33 del Presupuesto Nacional (ver aparte). Aunque coincidieron en la mayoría de los puntos, la fallidamente prometida presa de Portezuelo del Viento (a cambio de la deuda generada por la promoción) provocó cruces entre ellos.

Los legisladores provinciales del Confe fueron los más prolijos y pocos faltaron a la cita. Del radicalismo, en cambio, los representantes eran menos a pesar de que su presidente electo, César Biffi, estuvo entre los oyentes. Ernesto Sanz -senador radical- envió una nota de apoyo ya que no asistió por encontrarse de viaje.

El sindicalista Jorge Córdova y representantes del CEM, la FEM, la UCIM, la Cámara de Comercio Italiana, Unidevi y la Bolsa de Comercio respondieron la invitación de Racconto.

Algunos de ellos hicieron uso de la palabra para expresar el modo en que la extensión de la promoción en las provincias vecinas ha afectado a trabajadores y empresarios locales. En este sentido, muchos aprovecharon para fustigar a los políticos en general por no ocuparse de los problemas que afectan a los ciudadanos.

Comentá la nota