Permiso para subir.

El Banco Central cedió en la última rueda de la semana y dejó subir el dólar un centavo. En un mercado con demanda sostenida, la autoridad monetaria permitió una nueva alza en el segmento mayorista.
El aumento se replicó al público, terreno en el que avanzó un centavo, para cerrar a 3,79 pesos, según el promedio de bancos y agencias del microcentro. El euro se apreció también un centavo, para negociarse a 5,33 pesos. En la Bolsa porteña, el panel de empresas líderes Merval cortó una racha negativa de cuatro ruedas para finalizar en terreno positivo, con un alza de 1,9 por ciento. Las cotizaciones para los bonos, en cambio, concluyeron con leves retrocesos.

El organismo monetario que conduce Martín Redrado intervino con un monto menor a lo habitual para contener una suba del dólar en la plaza y sobre el cierre permitió que se apreciaran algunas posiciones. De hecho, el saldo de la intervención oficial fue levemente comprador, gracias a lo cual incorporó unos 10 millones de dólares a sus reservas internacionales, que concluyeron en 46.497 millones. En el segmento mayorista, donde se operan posiciones por encima del millón de dólares, el billete verde avanzó siete milésimas, a 3,775 pesos. El volumen negociado fue de 395,7 millones de dólares, con una menor presencia también de parte del sector exportador.

La estrategia oficial, en tanto, volvió a focalizarse en las operaciones a futuro. La entidad monetaria continúa ofreciendo cobertura a fines de mes con precios cercanos e incluso debajo de la cotización actual –lo que se denomina debajo de la par–, e impulsa una desdolarización de las carteras de los bancos. En el mercado a término de Rosario, el Rofex, los contratos a fin de junio finalizaron a 3,781 pesos, mientras que julio fue negociado en 3,832 y agosto en 3,875. De todos modos, la divisa tuvo ya una revaluación nominal de 10 por ciento en lo que va del año. Al público se acomodó un centavo, a 3,79 pesos, y 32 centavos desde los 3,47 pesos de fin de 2008.

En acciones, hubo un amague de recortar la diferencia obtenida al inicio, pero el Merval logró cerrar con un alza de 1,9 por ciento, en 1559 unidades. El monto operado totalizó los 83,7 millones de pesos. Los bonos mostraron un comportamiento un tanto dispar, con subas en las emisiones en pesos y retrocesos en los papeles en dólares.

Comentá la nota