Los peritos serán por sorteo

Los peritos serán por sorteo
Después de las irregularidades detectadas por una auditoría, el máximo tribunal aprobó una reforma del cuerpo y prohibió que los jueces elijan los peritos a dedo. Ahora las asignaciones se harán mediante un sorteo informático.
La Corte Suprema desplazó, finalmente, al titular del Cuerpo de Peritos Contadores, Alfredo Peralta, y dispuso una reforma del organismo orientada a evitar favoritismos y arbitrariedades en las investigaciones judiciales. Una auditoría ordenada en agosto volcó en un documento lo que en tribunales todo el mundo sabía desde hace tiempo: que ese cuerpo pericial era un foco de irregularidades. En una acordada firmada anteayer, el alto tribunal prohibió –entre sus principales medidas– que los jueces elijan qué perito quieren que intervenga en determinada causa. Las asignaciones de expedientes se harán por un sorteo informático. Las nuevas autoridades son especialistas designados por concurso.

Los peritos contadores suelen intervenir en causas sobre fraudes, sobreprecios, contrataciones sospechosas, quiebras y enriquecimiento, entre tantas otras que a menudo involucran a grandes empresas, reparticiones estatales y funcionarios públicos.

Muchas de las denuncias por manejos controvertidos de los peritos que recibió la Corte Suprema en los últimos años tienen un punto de partida en común: el método con el que hasta ahora se asignaban las causas judiciales a estos especialistas. Los jueces de "instrucción", por ejemplo, pueden elegir peritos a dedo, y lo hacen como algo de rutina. Un decreto (1285/58) los habilita a "disponer, cuando lo crean necesario, de los servicios de cualquiera de los integrantes de los cuerpos técnicos". Para Sus Señorías, esta norma ha propiciado toda clase de arbitrariedades y maniobras. Este es incluso uno de los señalamientos que surge de las conclusiones de la auditoría externa que encomendó el tribunal, que fue supervisada por la vicepresidenta suprema Elena Highton de Nolasco. Los auditores analizaron "la organización, distribución y custodia de los expedientes" del cuerpo de peritos contadores, pero no entraron en el contenido de las pericias. Advirtieron que las irregularidades en la asignación de peritos a cada caso y la falta de control son moneda corriente.

La acordada que los siete jueces supremos firmaron el martes último resuelve "el sorteo por la vía informática como único mecanismo para la distribución de causas", incluso "para los supuestos nombramientos de un segundo perito". El caso de los subrogantes, que eran nombrados a piacere, también fue muy cuestionado históricamente, ya que se trata de peritos que cobran un segundo sueldo. La Corte, además, suspendió categóricamente "la selección (de peritos) por pedido de los magistrados". Por ahora, también dejó en suspenso el régimen de subrogancias. Los expedientes deberán distribuirse entre los dieciséis peritos en funciones.

Peralta fue el autor del informe que concluyó que el matrimonio Kirchner no se enriqueció ilícitamente, un documento que fue la base del sobreseimiento dictado por el juez federal Norberto Oyarbide, quien había requerido su intervención personal en la causa. Integraba el Cuerpo de Contadores desde 1990 y se convirtió en su titular de la mano de la mayoría automática menemista en la Corte Suprema. En 2005 había sido nombrado nuevamente como titular interino tras una sucesión de escándalos por manejos espurios. El año pasado, su nombre resonó también cuando lo denunció el fiscal federal Federico Delgado por "demorar" sin razón una pericia que era necesaria para resolver la situación penal de ex funcionarios –como el ex presidente Fernando de la Rúa– y de banqueros, en el marco de la causa del "megacanje".

La decisión de sacar a Peralta de la jefatura del Cuerpo de Contadores ya había sido tomada en diciembre por los jueces supremos. Decidieron esperar para efectivizarla con el fin de evitar que se interpretara como una respuesta al cierre de la causa sobre el enriquecimiento del matrimonio presidencial. En rigor, aclaran en la Corte, el mandato de Peralta estaba vencido desde un año antes. Por ahora, mientras termina el trámite de su jubilación, sigue en funciones como un perito más. El nuevo decano del organismo es Héctor Chyrikins y el vicedecano, Alejandro Del Acebo, ambos profesores de la Facultad de Ciencias Económicas. Ambos obtuvieron los mejores puntajes en el concurso para peritos convocado por el máximo tribunal. Antes no había exámenes, los nombramientos eran a dedo.

"La decisión de la Corte sobre la asignación de causas es un avance, aunque por ahora trasladó el peso de la tarea de hacer reformas a los dos contadores que nombró en forma interina. Aún nadie controla a los peritos ni la calidad de las pericias", advirtió Alfredo Popritkin, ex perito contable de la Corte, fundador de la ONG Contadores Forenses. Chyrikins y Del Acebo fueron nombrados por seis meses, para una etapa de transición en la que tendrán que diseñar las nuevas reglas para el cuestionado organismo que les toca dirigir, como se hizo con el Cuerpo Médico Forense, que incluso estuvo intervenido. Luego, los jueces supremos darán forma y votarán un nuevo reglamento.

Comentá la nota