La perforadora del EPAS encontró agua

NEUQUEN (AN) - El equipo perforador que compró la provincia para dar respuesta a la falta de agua en localidades del interior dio los primeros frutos el sábado: al llegar a los 22 metros de profundidad el agua comenzó brotar desde el subsuelo de San Ignacio.

El gobierno informó que "la excavación comenzó el viernes pasado y al día siguiente, el equipo realizó el hallazgo a 22 metros de profundidad y finalizó los trabajos a 30 metros". La perforación se realizó en un sitio ubicado a 250 metros del santuario de Ceferino Namuncurá.

Para encarar la perforación, el EPAS se basó en estudios geológicos que determinaron el lugar para ejecutar los trabajos de excavación en donde finalmente se realizó el hallazgo a 22 metros de profundidad.

"Se realizó una perforación con trépano de inserto de 8 pulgadas de diámetro, se colocó una cañería de intubación, un filtro de grava seleccionada para impedir la entrada de arena a la perforación y se realizaron 8 metros más con la intención de captar horizontes de pequeño espesor por ser posibles portadores de agua", informó el gobierno.

Las de San Ignacio fueron las primeras perforaciones realizadas con el camión Ford adquirido por el gobierno de la provincia.

Comentá la nota