Pérez Rojas defendió la ejecución del presupuesto participativo

Pérez Rojas defendió la ejecución del presupuesto participativo
El secretario de Economía del municipio explicó las razones por las que aún no se llevaron adelante algunas obras propuestas por los vecinos.
El secretario de Economía y Hacienda de la comuna, Mariano Pérez Rojas, defendió el modo en el que la gestión de Gustavo Pulti está implementando el presupuesto participativo, a través del cual el municipio se comprometió a invertir este año 5,1 millones de pesos en obras propuestas y seleccionadas por los vecinos de diferentes barrios de la ciudad. Si bien reconoció que la ejecución de muchos trabajos se encuentra demorada, el funcionario sostuvo que "no hay motivos para decir que exista decepción" por los resultados. Y en este sentido, consideró que existen "interesados en denostar al presupuesto participativo" al que defendió como una "herramienta ideal para dar respuesta a las necesidades de la gente".

Según recordó Pérez Rojas, el programa se puso en marcha este año, con la incorporación de 148 proyectos diseñados y votados por vecinos de diferentes barrios de la ciudad, que promovieron la realización de obras de infraestructura básica, entrega de subsidios o desarrollo de planes culturales, educativos y sanitarios.

La semana pasada algunos dirigentes vecinales y concejales de la oposición comenzaron a plantear críticas por el hecho de que varios de esos compromisos aún no se cumplieron. Incluso, el coordinador del presupuesto participativo, Luis Grasso, reconoció que algunas obras están "trabadas" por razones "operativas y administrativas" del municipio.

Ayer Pérez Rojas distinguió los cuestionamientos de la oposición de las declaraciones de Grasso, considerando a estas últimas como "la opinión de alguien que, como el resto del gobierno, advierte que la implementación del presupuesto participativo se ha topado con ciertas dificultades lógicas por tratarse de la primera vez que se pone en marcha esta experiencia" en la ciudad.

Por eso el secretario subrayó que con sus palabras, Grasso "jamás quiso transmitir que dentro de la gestión exista frustración" frente a la implementación del programa.

El funcionario aseguró que por el contrario, existe "el pleno compromiso de cumplir con cada una de las obras que se plantearon para este año", aunque aclaró que no necesariamente todas ellas se ejecuten durante 2009. Asimismo afirmó que en 2010 el presupuesto participativo será "profundizado" con la asignación de más recursos económicos.

Ejecución de las obras

Al hacer un repaso del cumplimiento de los compromisos asumidos, ayer Pérez Rojas destacó que muchas de las obras previstas fueron realizadas. Entre ellas enumeró la reparación de algunas plazas, el fresado de calles en el barrio San Patricio o el despeje de luminarias en Bosque Alegre, subrayando que en varios casos, estos trabajos dieron pie para extender las mejoras a otros sectores de esos mismos barrios.

Asimismo puntualizó que en estos momentos se están ultimando los detalles para arrancar con otras obras, como la construcción de una bicisenda y de una senda peatonal en la avenida Mario Bravo, la instalación de garitas en la zona sur, el reacondicionamiento de plazas o la colocación de semáforos.

Según Pérez Rojas, el grueso de las obras que figuran en el listado del presupuesto participativo consisten en tareas de alumbrado, en cuya realización sí reconoció que existe una demora.

No obstante aseguró que esas tareas darían comienzo a fines de este mes.

El secretario explicó que "el 40% de los fondos" a invertir dentro del programa fueron asignados, justamente, a la instalación de nuevas luces en la vía pública por lo que una vez que se dé comienzo con esta obra se empezará a cumplir con buena parte de los compromisos asumidos. "Ya compramos morcetas, fusibles, cables, lámparas, caños y fotocélulas por lo que sólo resta que la empresa proveedora nos entregue los artefactos en la tercera semana de noviembre para arrancar con los trabajos", sostuvo. Asimismo hizo notar que algunas de las obras requeridas por los vecinos "son de una gran complejidad técnica" como por ejemplo, la construcción de una central de regulación de gas en el barrio Hipódromo o la creación de un centro de contención de menores en Jorge Newbery. Según dijo, ambos proyectos están siendo desarrollados e insistió en que por su naturaleza su diseño exige mucho más tiempo que otras obras de menor envergadura.

"Claramente la implementación del presupuesto participativo está exigiendo que haya cada vez una mayor articulación entre las distintas áreas del municipio para cumplir más rápidamente con los pedidos de los vecinos. Pero creemos que la experiencia es muy positiva y que no existen motivos para el desconsuelo o para hacer las denostaciones que algunos hacen", afirmó el funcionario.

En 2010 se "profundizará"

El secretario de Economía y Hacienda de la comuna, Mariano Pérez Rojas, aseguró que el año próximo el municipio le dedicará más fondos que los asignados en 2009 al presupuesto participativo y precisó que en el transcurso de diciembre darán comienzo las reuniones en distintos barrios para comenzar a recibir las inquietudes de los vecinos. "Nuestra decisión es la de profundizar el trabajo, dedicándole más recursos al presupuesto participativo porque entendemos que es una herramienta importantísima para que los ciudadanos expresen sus necesidades, sobre todo en los sectores más vulnerables de la sociedad", sostuvo.

Comentá la nota