Se perderán US$ 700 millones del campo

Los productores agropecuarios buscan mantener la presión para intentar torcer la política del Gobierno nacional hacia el campo. Ayer, los Consorcios Regionales sobre Experimentación Agrícola (CREA), aseguraron que el gobierno perderá más de 700 millones de dólares de recaudación por trabas a las exportaciones.
En el cálculo, estiman que ese será el monto que dejará de ingresar a las arcas oficiales en concepto de retenciones agrícolas "por no haber generado las condiciones para que los productores pudieran aprovechar los precios internacionales récord que registraron los granos en los primeros nueve meses del año."

Desde el punto de vista de CREA, la actualidad agropecuaria sería bien distinta si el Gobierno no hubiera intervenido en los mercados de futuros (forwards). Argumentan que si no se hubieran limitado los tiempos de liquidación de los contratos a futuro, " los empresarios agrícolas -asumiendo el riesgo productivo- podrían haber vendido por adelantado parte de su cosecha prevista a buenos precios elevados."

Los CREA recordaron que la intervención y las regulaciones oficiales implementadas en el mercado de exportación de commodities agrícolas a partir de mayo pasado prácticamente liquidaron el mercado de futuros de granos y con él la posibilidad de tomar coberturas de precios. Esas restricciones se impusieron luego de la derrota del proyecto de retenciones móviles en el Senado.

El trabajo del Movimiento CREA indica que si en la actual campaña se hubiese podido registrar la misma cantidad de toneladas de commodities agrícolas que en el ciclo 2006/07, con el mismo ritmo de ventas que en el ciclo anterior pero con los precios récord de los granos registrados hasta septiembre pasado, el gobierno nacional hubiese podido recaudar 2537 millones de dólares en concepto de derechos de exportación. Se tomó como punto de comparación la campaña 2006/07 porque no sufrió las irregularidades y las fuertes variaciones de precios que hubo en la campaña 2007/08.

Comentá la nota