Peralta habló ante petroleros

El Gobernador fue a respaldar a los trabajadores en el marco de la disputa con las operadoras. Mañana se cumple una semana del comienzo del conflicto que tiene los yacimientos parados.
En medio de un paro petrolero que está afectando desde hace casi una semana a la Provincia de Santa Cruz, el Gobernador Daniel Peralta decidió visitar hoy la sede del Sindicato del Petróleo y Gas Privado en Río Gallegos, donde se comprometió, "defender el trabajo del obrero petrolero frente a la intransigencia de las operadoras del sector".

"A mi no me presiona nadie y a los trabajadores tampoco", se lo escuchó decir al mandatario provincial, al cabo del encuentro que mantuvo con la dirigencia del gremio, reunión de la que participaron también los intendentes de Caleta Olivia, Fernando Cotillo, y de Las Heras, Teodoro Camino.

En ese contexto, Peralta sostuvo que "como sabemos que la pelea va a ser larga, yo propongo tener el corazón caliente pero la cabeza fría. Vamos a continuar trabajando y ya lo estamos haciendo en Capital Federal, donde están varios funcionarios del Gobierno de la Provincia de Santa Cruz para adelantar la reunión que estaba programada para el día miércoles entre las operadoras y el Ministerio de Trabajo, porque entendemos que en la discusión de los adicionales puede redefinirse la situación".

De esta manera dijo que "tenemos que estar muy atentos porque las operadoras han hecho cuerpo y están diciendo que la operación en Santa Cruz se está empezando a tornar inviable. La respuesta de este Gobernador es que no va a aceptar un sólo despido en el sector petrolero, porque necesitamos del trabajo y del esfuerzo de todos ustedes que son sacan la riqueza del subsuelo para pagar los sueldos a los trabajadores del sector público".

"No quiero que nadie se confunda: cuando digo que el paro nos hace mal, lo digo a raíz de la falta de inversiones de las operadoras que tendrían que haber puesto recursos hace mucho tiempo, y es llamativo que cuando dijimos que íbamos a empezar a controlar en serio, las empresas empiezan con medidas de provocación con la gente. Nosotros no vamos a entrar en el juego, vamos a cuidar el trabajo de los santacruceños, porque eso que ustedes sacan de abajo significa ganancias millonarias para las operadoras".

Comentá la nota