"Es una pequeña obra de la administración municipal, pero un gran salto en las políticas ambientales"

El intendente de Saladillo, Carlos Gorosito, tras inaugurar ayer la planta de reciclado, expresó que desde el Municipio "siguen gestionando" para lograr que las cosas sucedan.
"Estamos trabajando diariamente para mejorar la calidad de vida de nuestros conciudadanos y de nosotros mismos. La ciudad es la casa común de todos nosotros y la tierra es la casa común de la humanidad. Por lo tanto, debemos pensar en que no haya un ecocidio. No lastimemos a la tierra, porque la tierra, en definitiva, es un organismo vivo. Es función de nosotros pensar globalmente y actuar localmente", resaltó el mandatario comunal.

Gorosito comentó que en 1907 el doctor Francisco Emparanza, por entonces intendente de Saladillo, mencionaba que la ciudad debía contar en el futuro con una planta de tratamiento de residuos y una planta depuradora de cloacas. En su discurso, el mandatario comunal reconoció la visión que tuvo ese estadista a principios del siglo XX. "Ciento dos años después de que sucediera eso, estamos inaugurando la planta de tratamiento de residuos de Saladillo", expresó.

Gorosito señaló que "las cosas no suceden por generación espontánea, sino que hay que trabajar mucho, a pesar de los sinsabores".

Recordó que en 1991, al hacerse cargo de la gestión municipal, se depositaban residuos en distintos lugares de la ciudad. Por tal motivo, se tomó la decisión de comprar una chacra de 21 hectáreas para instalar el nuevo basurero. Era un lugar bajo y se tuvo que trabajar mucho para acondicionarlo. En esa tarea estuvo, entre otros, Antonio "Califa" Funes.

"Luego vino el desafío de tener la planta de clasificación y tratamiento de residuos… No porque haya presiones de la opinión pública, teníamos que actuar por actuar. Fuimos capitalizando la experiencia de otras plantas de la provincia de Buenos Aires, como la de Laprida, que junto a la de Trenque Lauquen fue pionera en este trabajo", comentó Gorosito.

El Intendente señaló en su discurso que dentro del ámbito municipal se creó un "espacio funcional" para desarrollar los proyectos referidos a los temas de ecología.

Fue así como surgió la iniciativa de crear la Dirección de Gestión Ambiental, que en algún momento pasará a ser Secretaría. Lo mismo deberá suceder –agregó el jefe comunal– en los ámbitos provinciales y nacionales, mediante la constitución de Ministerios de Medio Ambiente.

Gorosito señaló que la inauguración de esta obra en Saladillo "no es el final del camino". "Es una estación más para seguir avanzando en distintos estadíos que nos permitan lograr una mayor calidad de vida", afirmó.

Para la planta de reciclado, que se concretó merced al apoyo de la comunidad y del Estado provincial, el Municipio también contó con el apoyo de la Escuela Técnica. Mediante un convenio, estudiantes y docentes del Colegio Industrial construyeron la cinta transportadora, y con el tiempo fabricarán otros implementos. Es el caso de la trituradora.

A propósito de este tema, Gorosito criticó a quienes en su momento cuestionaron al Municipio por desconocer qué destino tenían las partidas asignadas al proyecto de la planta de reciclado. "Hemos recibido muchas críticas por la demora de esta obra, pero hoy está… La única verdad es la realidad.. Ahora vamos por más y profundizaremos todo lo que se ha hecho", expresó el jefe comunal.

"Lo importante es la conciencia ecológica que debe haber en la sociedad, empezando por nosotros mismos. Si no somos concientes de la necesidad de avanzar en este proyecto, el proyecto puede caer… Esto no va a ocurrir, porque hay un compromiso del Intendente y de cada uno de los funcionarios. Pero también tiene que haber un compromiso de la comunidad de hacer sustentable este proyecto. Pondremos los recursos económicos que la comunidad nos permita, a través del pago de las tasas", dijo el Intendente. Del mismo modo, el proyecto contará con los recursos humanos necesarios.

Por último, al aludir al proyecto PIRUSA, el Intendente concluyó diciendo que este emprendimiento es extraordinario y parafraseando a uno de los astronautas que pisó la Luna señaló: "Esta es una pequeña obra de la administración municipal, pero un gran salto en las políticas ambientales del Municipio de Saladillo. Nuestros sueños serán tan grandes que no los perderemos de vista mientras intentemos alcanzarlos".

Comentá la nota