Lo peor de tomar la misma medicina

Los planes Mar del Plata 2000 enfurecían a Pulti. Esa fórmula plebiscitaria, permitió a los marplatenses, autonomía política y económica. Hoy la dependencia es un condicionamiento que preocupa.

"Esta comuna ya es inviable" y "no vemos en este intendente, la posibilidad de formular un cambio", dos conceptos fuertes, que partieron de voceros autorizados del Sindicato de Trabajadores Municipales, que pintaron un panorama desalentador de cara a los próximos meses.

Mientras tanto el intendente Gustavo Pulti, maneja su optimismo e impulsa un carro muy pesado. No cierran los números hacia fin del 2009, pero se expone un alto nivel de exhibición de obras, con recursos que provienen de cajas ajenas.

Singular opositor de los $ 3 y $ 4, de la consulta popular del profesor Aprile, quien generó un sistema propio de recaudación para obras, Pulti abrazó el modelo que le impusieron y terminaron de convencerlo con un grifo abierto en la Plaza Mitre.

La demagógica decisión del ex intendente Daniel Katz, de anular ese recurso afectado para obras, determinó que hoy la Municipalidad por cada $ 100.- que recibe, gaste $ 70.- en personal, $ 20.- en recolección de residuos y sólo $ 10.- se destinen a gastos de funcionamiento y pago de otros servicios.

En el último mes hubo retención de tareas y quite de colaboración en dos dependencias clave: el ENOSUR y el Departamento de Transporte y Tránsito por falta de equipamiento e indumentaria. Cabe recordar que la administración Katz, cerró Inspección de Tránsito, durante las vacaciones de invierno de 2007, en un cuadro de descomposición estructural, que no se ha detenido, según evalúan viejos empleados comunales.

Los fondos que se han comprometido, con el reconocimiento parcial de servicios educativos, no han modificado el destino de los cambios y ya se han licuado durante este año, agudizándose el financiamiento debido al apretado cumplimiento con el STM y la caída de cobrabilidad de todas las tasas.

Katz luego creó toda una galimatía con el TSU, y podría deducirse que la intención de disminuir esa tasa de $ 3 y $ 4, vaciaba la caja de la recaudación indirecta, que significa la recolección de residuos, muy importante en el reparto. El Plan Mar del Plata 2.000, contemplaba recursos afectados, para muchas de las obras que se ejecutaron con dinero de los marplatenses. Hoy los contribuyentes sienten que el sistema, los beneficia por un derrame obsceno, de sometimiento a una caja de la Nación o la Provincia.

Antes de partir hacia San Petersburgo, el intendente prendió luces, izó columnas para los semáforos y adjudicó las conexiones cloacales domiciliarias. Estos últimos ramales, son posible merced a la construcción de la Cuarta Cloaca Máxima, construida con el fondo del Plan Mar del Plata 2.000 II etapa. Ahora 150.000 vecinos tendrán conexión cloacal, pero para las fotos el momento de Pulti.

El entonces concejal de Acción Marplatense y hoy intendente municipal, se brotaba en el Concejo, denostando la consulta popular y haciendo campaña en contra. Claro era la llave para la reelección del profesor Aprile. En el 2001, ya la ciudadanía lo había elegido a Pulti, en una elección de medio término, lo cual lo ponía en carrera para la intendencia del 2003. A esa posibilidad le pusieron freno, las ambiciones de Daniel Katz, que ató políticamente acuerdos, que dieron sus frutos en las urnas. Pulti consideró un grave error político estratégico, ayudar a empujar a Aprile, para acelerar su turno que finalmente le birló el hoy diputado nacional.

Hoy se ha perdido la autonomía política y económica. No sólo se ha tornado complicada la situación, para cumplir con el pago puntual de sueldos, sino que además hay contratistas ejecutando obras públicas, que sólo han accedido al cobro del anticipo financiero, pero no a los certificados de trabajos mensuales, lo cual también se enciende luces anaranjadas sobre la hacienda pública, por las demoras en los pagos.

Oportunamente mdphoy.com adelantó que significaría un paso atrás, que el producto de reconocimiento de los servicios educativos, no fueran a parar al agujero negro de la administración central. Una vez más fue un acierto informativo. Hoy ya se pergeña la desafectación de fondos, es decir aplicar partidas que tienen una asignación determinada. Este es un recurso extremo que no sólo abarca General Pueyrredón sino que se extiende a otras comunas bonaerenses.

Una demostración de un momento difícil, de asfixia financiera, que ya llevó a Mariano Pérez Rojas y Alejandro Ferro, a una disidencia muy fuerte, por la liberación de fondos que desde Hacienda se pretende efectuar, como compensación de la sobretasa en Salud, se intenta restar fondos de lo que sería la partida ordinaria del área que Ferro, ha movido con intensidad. Pero la estrechez se magnifica, cuando el intento es "manotear" la caja de la Secretaría, que tiene que enfrentar la Gripe A y el Dengue, no aparece atinado como medida de gobierno.

Algunos memoriosos, ven la reiteración de un episodio vivido en el gobierno de Blas Aurelio Primo Aprile y la pretensión de fondos frescos de la caja de la autónoma de OSSE, durante la crisis del 2001, que finalmente terminó con la renuncia del ingeniero Darío Sócrate.

Jorge Elías Gómez

Comentá la nota