Patti, nulo como una feta de salame

Los seguidores del represor Luis Patti aprovecharían mejor su tiempo si en lugar de seguir repartiendo las boletas con el nombre del frustrado candidato se dispusieran a imprimir nuevas para el domingo.
Esto es así porque la máxima autoridad de la Justicia electoral del país vetó la semana pasada su postulación y dispuso el "corrimiento" de su nombre del primer lugar de las dos listas que encabezaba. "Sepan los electores que si ponen en la urna una boleta que diga Patti, ese voto será tan nulo como si hubieran colocado a Homero Simpson o una feta de algún embutido", fue la tajante respuesta que obtuvo Página/12 al consultar a una alta fuente en materia electoral sobre la concreta consecuencia del fallo de la Cámara. Al cierre de esta edición, los representantes políticos de Patti esperaban en los tribunales de La Plata una respuesta al amparo que presentaron el viernes para pedir que los dejen competir igual con los 10 millones de boletas que ya imprimieron y distribuyeron.

El jueves pasado la Cámara Nacional Electoral aceptó las impugnaciones que habían presentado a su candidatura los familiares de sus víctimas y el Centro de Estudios Legales y Sociales. Los camaristas Santiago Corcuera, Alberto Dalla Via y Rodolfo Munné consideraron que no puede aspirar a ser electo para el mismo cargo por el cual fue desaforado por el Congreso, a raíz de que la Justicia penal le había dictado el procesamiento con prisión preventiva por delitos de lesa humanidad. Además, entendieron que los tres poderes del Estado "tienen la responsabilidad de actuar en forma coordinada para cumplir con las normas internacionales que le imponen al Estado argentino evitar cualquier medida que pudiera entorpecer la investigación de esta clase de crímenes y su juzgamiento". En otras palabras, ponderaron que la obtención de una banca le otorgaría a Patti la posibilidad de evadir a la Justicia a través de los fueros. De hecho, apenas obtuvieron en primera instancia la autorización del juez Manuel Blanco para su candidatura, festejaron pidiendo su excarcelación de Marcos Paz porque sostenían que ya gozaba de ese tipo de inmunidad.

Esa euforia se apagó el jueves con el fallo de la Cámara Electoral, y esa noche los "pattistas" decían que habían apelado y que la presentación misma de la apelación hacía que los efectos de la sentencia quedaran "en suspenso", es decir, que Patti seguía en carrera hasta que la decisión de los camaristas fuera revisada por la Corte Suprema. Página/12 pudo saber que esto no ocurrirá porque los plazos procesales colocan esta decisión más allá del 28 de junio. Aun más, tal es la vigencia del veto a Patti que sus aliados políticos tienen que adecuar sus boletas si quieren participar de los comicios del domingo, según explicó a este diario la fuente consultada. "El fallo lo dice clarito: dispone el ‘corrimiento’ del candidato Patti, entonces si van con esa boleta el voto es nulo", agregó.

El apoderado del Paufe (Partido Unidad Federalista, fundado por Patti), Rubén Urbano, dijo a Página/12 que recién hoy acudirán a la Cámara a plantear el recurso extraordinario que les permitiría llegar al Máximo Tribunal. Pero estaba más preocupado por lo ocurrido en el despacho del juez Blanco y en la Junta Electoral de la provincia de Buenos Aires, que en cumplimiento de lo decidido por la Cámara anularon las boletas del duhaldista Con Vos Buenos Aires y del carapintada Modin que encabezaba el represor. "Pedimos un amparo porque tomaron lo que dijo la Cámara como cosa juzgada, respetamos lo que dijo sobre el ‘corrimiento’ de Patti pero pedimos que no anulen la boleta porque a cinco días de la elección no tenemos ni tiempo ni plata para imprimirlas de nuevo", explicó Urbano.

Comentá la nota