La Pastoral Social de Varela denunció al intendente por tarifazo del 500% en el agua.

La Pastoral Social de Varela denunció al intendente por tarifazo del 500% en el agua.
La Pastoral Social denunció que el intendente de Florencio Varela, Julio Pereyra, retrasó un tarifazo en los servicios públicos para evitar que el aumento le arruinara la perfomance al oficialismo en las elecciones.
El vicario Miguel Hrymacz le contó a PERFIL que tres meses antes de los comicios los vecinos recibieron las boletas de Aguas Bonaerenses (ABSA) con subas de hasta un 500%. En consecuencia juntaron firmas para declarar "persona no grata" al gobernador Daniel Scioli y realizaron una marcha a la sede local de la empresa estatal.

Ante la movilización popular, el jefe comunal prometió una solución: que el aumento fuera sólo del 30 por ciento. "En el Concejo Deliberante nos garantizaron que estaba todo arreglado, que se había encargado el intendente. Y nos quedamos tranquilos", agregó Hrymacz. Pero una vez pasadas las elecciones las facturas llegaron con incrementos abismales.

"Nos usaron. Fue una movida política", se indignó el sacerdote, quien envió una carta al intendente, con copia al gobernador y a la presidenta Cristina Fernández, denunciando la situación.

"Al intendente (Julio) Pereyra no le importa nada. Se fue a Miami a pasar las vacaciones, mientras a la gente le aumentan el gas, la luz y el agua y para colmo Varela es el municipio más pobre del Conurbano", explicó el sacerdote.

Según detalló a PERFIL el vicario, el intendente arregló todo para que las facturas con aumento no se cobraran hasta después de las elecciones. En rigor, en el interín ABSA coordinó con la Sociedad de Fomento del distrito que todos aquellos que se empadronaran ante la organización barrial zafarían del impuestazo y recibirían la suba prometida del 30%. Sin embargo, "esto no fue difundido, adrede, y por eso se anotaron muy pocos", especificó a PERFIL el periodista Mario Lettiere, del diario Varela al Día (www.varelaaldia.com.ar). Ahora ABSA argumenta que la inscripción en el padrón cerró y que aquel que no se haya anotado recibirá el aumento original.

Pobreza extrema. Para Hrymacz la pobreza en Varela llega al 50 por ciento. "Es el distrito más pobre del Conurbano", indicó. En la comuna hay 22 parroquias. "Todos los sacerdotes registran un incremento de chicos y padres en comedores", precisó. "Nosotros tenemos cinco comedores y asistimos en total a unos mil chicos. Para mí, el cálculo de Casaretto al menos para este distrito se quedó corto. Acá no hay un 40% de pobreza, hay un 50%", precisó. "Cada vez llega más gente pidiendo alimentos. El tema de la pobreza y la desocupación acá en Varela es un problema serio", añadió el vicario.

Un día antes, varios en la Iglesia habían alertado sobre esta situación. El cardenal Jorge Bergoglio había advertido que la pobreza en Argentina "es escandalosa". Más allá de las voces, la relación entre el clero y la política está deteriorada.

Comentá la nota