La pasión peronista en su máxima expresión

El acto de Néstor Kirchner en Comodoro, la previa y el juego de las escondidas. Mensajes cruzados, jugadas estratégicas, chicanas y concejales emocionados.

Al final no estuvo

Qué sí, que no; al final el intendente Martín Buzzi no estuvo el último jueves ni en la recepción del ex presidente Néstor Kirchner en el aeropuerto General Mosconi ni en el acto del "Nuevo Espacio" que se hizo en el gimnasio de los Petroleros Privados donde Carlos Eliceche no se refirió a su precandidatura a gobernador para 2011. El principal argumentó del jefe comunal comodorense había sido en la previa de la visita "K" que no iba a estar en el acto porque allí era posible que se le diera marco al lanzamiento de su par de Puerto Madryn, lo que finalmente no sucedió.

Deseos de una concejal

En la sesión del viernes, resultó llamativa la "bienvenida" que le dio Viviana Navarro a su par del PJ, Guillermo Almirón. "Más allá del carácter de cada uno, acá terminan las discusiones de bloque y todos los concejales seguimos siendo eso, un bloque. Ojalá que el concejal que retoma su lugar en el Concejo traiga ese mismo espíritu para seguir trabajando de la misma manera", pidió Navarro.

Así no

La sesión del viernes en el Concejo Deliberante dejó mucha tela para cortar y muchas lágrimas para secar. Es que el concejal peronista Gustavo Reyes también le brindó una emotiva despedida a su par Adriana Casanova y parece que eran tantas las vivencias compartidas que hasta tuvo que secarse las lágrimas y tragar saliva mientras enumeraba las cualidades de quien se iba.

Incluso llegó a decir: "yo era chico y Adriana, mi negra querida, ya militaba".

Dicen que Casanova lo miró de reojo y pareció decirle al oído: "no me elogies más que me estás matando".

Extranjero

La semana que tuvo Gustavo Reyes fue por demás movida con relación a sus actividades políticas. Convencido de que como concejal de la ciudad debía estar en todo acto institucional, quien ahora integra el "Nuevo Espacio" asistió a las actividades que encabezó el gobernador Mario Das Neves el miércoles en Comodoro Rivadavia.

Allí Reyes no sólo masculló su bronca porque concejales de otras localidades entregaron llaves de sus flamantes viviendas a vecinos de Comodoro Rivadavia, sino que se puso rojo de la bronca cuando lo invitaron a entregar una llave y lo presentaron como "concejal de José de San Martín".

Broma pesada

Como si fuera poco, después del intencionado equívoco de mencionarlo públicamente como concejal de "José de San Martín", a Gustavo Reyes un amigo que en este caso pareció ser su peor enemigo lo sorprendió en pleno acto político de Das Neves en el gimnasio de Petroquímica de Kilómetro 8.

Allí, mientras Das Neves se refería a los que iban a estar con Kirchner al día siguiente, a Reyes lo levantaron en andas justo al frente del escenario, quedando expuesto con sus brazos abiertos en las alturas, tratando de no caerse vestido con su impecable traje con corbata amarilla.

"No seas boludo ‘Cacho’, ¿qué hacés?", le gritó indignado a su amigo Abel Reyna, quien de inmediato recibió una catarata de insultos, para gozo de los "dasnevistas".

Que descanse en paz

El regreso de Guillermo Almirón al Concejo Deliberante y la partida de Adriana Casanova generó comentarios de los más diversos en el recinto legislativo. Por ejemplo, Gustavo Borracer apeló a su extraño sentido del humor. Fue cuando señaló: "ahora que Adriana deja el Concejo, seguramente descansará en paz".

Para quienes no lo saben, Casanova es empleada municipal y su lugar de trabajo es el Cementerio Oeste.

Honestidad brutal

Con una sinceridad que no abunda, el diputado provincial del PJ, Miguel Montoya, fijo posición sobre su ausencia en el acto del "Nuevo Espacio" que se realizó el jueves en Petroleros Privados.

Sobre la convocatoria para recibir a Néstor Kirchner, en la previa reconoció: "no voy porque hay sesión en Rawson, pero si estuviera en Comodoro, tampoco iría".

Y rápidamente acotó: "hay muchos que se apuraron en lanzarse", e incluyó al propio gobernador Mario Das Neves en su observación.

Trapitos al sol

En la fecha anterior del torneo Argentino B de fútbol, el club Huracán de Comodoro Rivadavia se presentó en la cancha del Deportivo Madryn con una fuerte custodia policial y con varias banderas y carteles que criticaban al gobierno provincial.

Los integrantes de la "Barra de Fierro" primero cantaron un rato largo contra el gobernador, contra el Gobierno provincial y, especialmente, contra el secretario de Deportes, Walter Ñonquepán, a quien han rebautizado "Ñoquipán".

Los hinchas de Huracán, que perdieron el invicto ese día contra el Deportivo Madryn, mostraron un "trapo" que decía: "Das Neves-Ñonquipán Anti Comodoro".

Hay que decir que a la "Barra del Globo" se la pudo ver en el acto de Néstor Kirchner.

Guerra callejera

Varias ciudades de la provincia, como Trelew, Comodoro Rivadavia y Puerto Madryn, amanecieron con sus paredes empapeladas en la semana que pasó, haciendo referencia a la visita de Néstor Kirchner a Comodoro.

Por un lado hubo un afiche que llevaba la firma de la "Juventud Peronista de Chubut" que mostraba al ex mandatario como "Godzilla". Allí se decía que "Godzillak ya destruyó Santa Cruz, destruyó Buenos Aires y ahora quiere destruir Chubut".

Por otra parte, también apareció en Buenos Aires el ya conocido –y enigmático– "Das Neves come perros", el cual no tuvo reconocimiento de autoría, aunque en el "kirchnerismo" aseguraron que fueron los propios "dasnevistas" los que se "autodescalificaron" para montar un escenario de confrontación nacional.

La otra mejilla

Acerca del gobernador Mario Das Neves, el ex presidente Néstor Kirchner le dijo bien claro en Comodoro Rivadavia: "le dejo el respeto de siempre porque es un compañero" y acotó: "a cada gesto agresivo, hay que ponerle la otra mejilla y el corazón".

En toda su recorrida por Comodoro, Kirchner optó por hablar de la necesidad de "tender un puente de amor para que esta Patagonia deje de ser patio trasero de la Argentina porque acá todos saben lo que es vivir en el olvido".

Un pie afuera

El ex intendente de Comodoro Rivadavia, Jorge Aubía, cargó contra el sector "Militancia y Compromiso", planteando sus críticas en función de la cercanía con el Gobierno provincial. "¿Dónde están ahora, están en el radicalismo? No. Están trabajando para un partido que no es el radical", dijo uno de los máximos referentes de la UCR en la zona sur.

Remarcó que este sector interno del radicalismo chubutense que está encabezado por Gustavo Di Benedetto, José Luis Lizurume y Rafael Cambareri; "no ha tenido el compromiso democrático de participar dentro del partido; se van a otros lugares y aceptan cargos de forma individual. Me parece que es un compromiso que no es bueno".

Sobre la consulta si "Militancia y Compromiso" debería estar integrando la conducción provincial del partido, Aubía respondió: "no, yo creo que no. Ya prácticamente están con un pie afuera, es mi humilde opinión".

Comisario en la mira

El vecinalista Roberto Varela se acercó el miércoles hasta los estudios de FM Radiovisión para exhibir un video que según su óptica mostraba la represión policial ocurrida el domingo anterior en el campo de doma que lleva el nombre de su hijo Gabriel.

Obviamente, como las radios no tienen pantalla, los escuchas de esa emisora apenas pudieron entender parte del sonido del video, mientras el conductor trataba de explicar el contenido de las imágenes.

Varela aprovechó la ocasión para denunciar que el accionar policial había estado preparado para perjudicarlo. Así cargó las tintas contra el jefe de la Unidad Regional, Claudio Spagolla, y dijo que no entendía por qué seguía en su cargo si tiene un hijo "pirómano".

También mencionó que al comisario de la Seccional Séptima, Hugo Herrera, los vecinos del Máximo Abásolo "ni lo conocen", porque "es un borracho de escritorio". También dijo que Herrera hacía "declaraciones de puto". Todo porque había dicho que "dos parroquianos se pelearon a cuchillo en el campo de doma y por eso tuvo que intervenir la policía".

El pez por la boca muere

Así debe pensar el flamante rector de la UNPSJB, Adolfo Genini, después de que expresara en voz alta que uno de sus objetivos era avanzar con la factibilidad de poner en marcha una Facultad de Medicina en Comodoro Rivadavia.

Genini no sólo afrontó las críticas que llegaron de la carrera de Enfermería sino que también debió atender a más de un interesado que ya pretendía inscribirse para algún día poder hacer en Comodoro el juramento de Hipócrates. El propio Genini reconoció que fueron varios los jóvenes que se acercaron a Kilómetro 4 con la intención de anotarse para el ciclo lectivo 2010.

Comentá la nota