Partió desde Tigre la primer embarcación de transporte público propulsada por el biodiesel

Partió desde Tigre la primer embarcación de transporte público propulsada por el biodiesel
Por primera vez en nuestro país, una lancha de pasajeros navegó desde Tigre hasta Puerto Madero con biocombustible generado a partir de aceite de cocina usado. La embarcación viajó a ritmo habitual utilizando el combustible producido por el Plan BIO de la Provincia de Buenos Aires, que transforma el aceite de cocina usado en un biodiesel de calidad.
La lancha "Red Star", de la empresa de navegación Sturla Viajes, cargó 40 litros de Biodiesel, lo que representa un corte del 5%, para alimentar sus dos motores de 270 Kw cada uno.

La embarcación, que tiene una eslora de casi 20 metros y un peso total de 22 toneladas, fue la anfitriona de este primer viaje que duró 60 minutos, y recorrió 30 kilómetros.

El porcentaje de corte realizado en esta prueba responde a la obligatoriedad originada por la nueva Ley Nacional de combustibles que establece una mezcla de 5% de biodiesel para todos los combustibles comercializados domésticamente a partir del 2010.

Nicolás Scioli, Coordinador Ejecutivo del organismo ambiental de la Provincia de Buenos Aires destacó que "esta es la prueba concreta de que con el aceite de cocina usado y con la ayuda de los vecinos y comercios gastronómicos de Tigre se puede disminuir la contaminación producida por la mala disposición de estos aceites, ayudar a distintas entidades sociales, generando un combustible que disminuye la emisión de los gases de efecto invernadero, principal causante del cambio climático".

Esta es la primera embarcación de transporte público fluvial en la Argentina que es propulsada con un corte de biodiesel proveniente de un residuo como el aceite vegetal usado.

La única experiencia similar registrada hasta el momento en el país fue en 2007 cuando un barco langostinero partió del puerto de Comodoro Rivadavia impulsado por biodiesel producido con microalgas.

La provincia de Buenos Aires ya recuperó en Tigre, a través del Plan BIO, 3.490 litros de aceite comestible usado, generando recursos para distintas entidades sociales de la localidad por un monto superior a los 4.000 pesos.

La producción de biodiesel a partir del aceite de cocina usado tiene un rendimiento establecido que permite generar por cada 1,25 litros de aceite que recolectamos, cerca de 1 litro del biocombustible.

En la Provincia de Buenos Aires consumimos 15 litros anuales de aceites comestibles per cápita. Con una población cercana a los 15 millones de habitantes, tenemos la posibilidad de incorporar a este sistema de producción un total de aceite comestible que ronda la cifra de 225 millones de litros que podrían transformarse en biodiesel.

Aplicando una eficiencia de recolección del 20%, obtenemos un potencial de producción de biodiesel a partir del aceite vegetal usado para la Provincia de Buenos Aires de unos 33 millones de litros. Con ello estaremos reduciendo anualmente unas 83.000 tn emisiones de CO2 ayudando a reducir la contaminación y evitando el cambio climático.

En 2010, para abastecer en todo el país el corte obligatorio del 5% de biodiesel en el gasoil, se necesitarán cerca de 900 millones de litros de biodiesel y de ese total, 300 millones necesitará la Provincia de Buenos Aires para satisfacer la demanda.

El Plan BIO busca que la mayor parte de los 225 millones de litros de aceite que se venden vuelvan para ser reciclados en biodiesel.

El Plan BIO, pionero en la Provincia de Buenos Aires, tiene cuatro ejes fundamentales; cuidar el medio ambiente, generar recursos genuinos para las entidades sociales que recolectan el aceite, generar una energía alternativa y garantizar que estos aceites no sean nuevamente utilizados para consumo humano evitando daños en la salud.

El Plan funciona en los municipios de Tigre, La Matanza, General Alvarado, General Pueyrredón, Tres de Febrero y Merlo. Allí gracias al aporte de vecinos, empresas y restaurantes ya se recolectaron 28.300 litros de aceite para ser reciclado y transformado en biocombustible.Escobar, Campana, San Isidro, San Fernando, y Gral. Las Heras están trabajando para poner en marcha su sistema de recolección y así comenzar a reciclar este residuo.

Beneficios de este Plan para el cuidado ambiental: Reduce la contaminación de los ríos, disminuyendo la muerte de peces y flora acuática. Reduce los costos de potabilización del agua que tomamos. Disminuye los riesgos de inundaciones en casas y calles, ya que el Aceite Vegetal Usado (AVU) es uno de los principales causantes del taponamiento de caños y cloacas. Ayuda a las instituciones locales que participan de esta red, y que reciben el beneficio económico generado por la recuperación y reciclado de este residuo.

El aceite usado en algunos restaurantes es a veces recolectado ilegalmente para ser filtrado y vuelto a vender para consumo humano. Esto es muy peligroso para la salud, ya que ese aceite usado, tiene componentes dañinos. Recuperándolo para Biodiesel, descartamos un riesgo.

El Plan BIO se encuentra enmarcado dentro del Programa "Generación 3R" que apunta a generar una nueva cultura ambiental fomentando la Reducción, Reutilización y Reciclado de los residuos

Comentá la nota