Los partidos políticos "chicos" ya buscan nuevos afiliados

Año nuevo, afiliados nuevos. Los partidos políticos del distrito local que no llegan al nuevo piso de afiliados dispuesto por la ley nacional 25671 ya comenzaron a requerir fichas de afiliación a la justicia electoral de Salta, pero algunos piensan también en una estrategia judicial para el caso de que le anulan la personería.
En virtud de la nueva norma, a esas fuerzas políticas le será más difícil "sacarles" afiliados al PJ y la UCR.

Dirigentes de distintos partidos "chicos" ya comenzaron a hacer consultas y a pedir fichas de afiliación en la secretaría electoral de la calle Déan Funes, después de notificarse que este año deberán tener como afiliados por lo menos al 4 por mil del padrón electoral de Salta, esto es, más de 3100.

Tal como reveló Nuevo Diario poco después de la promulgación de la ley 25671, conocida como la "reforma política" de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, dieciocho partidos del distrito no llegan al piso, y deberán sumar afiliados en pocos meses para evitar la suspensión de su personería y participar en las elecciones de 2011.

Intimación

El próximo 15 de febrero, el fiscal federal con competencia electoral Ricardo Toranzos, deberá intimar a esos partidos para demostrar la afiliación de al menos el 4 por mil del padrón electoral al 31 de diciembre de 2009, pero le dará noventa días para cumplir con su obligación, antes de requerir al juez que le retire la personería jurídica.

Partidos de extensa trayectoria y con representación legislativa se incluyen en el grupo de riesgo.

El Partido Obrero, por caso, tendrá que lograr casi 1200 afiliados nuevos. Propuesta Salteña, mucho menos comprometido, ya cuenta con 3030.

En el lote figuran también el Partido Socialista - 2113 afiliados-, el Movimiento de Integración y Desarrollo - 701-, la Democracia Cristiana - 1547-, el Partido Humanista -1900-, el Movimiento Socialista de los Trabajadores -2315-, y el Partido Comunista, con 2360. afiliados.

Sólo cinco partidos no tendrán que salir los próximos meses a buscar afiliados: el PJ acredita en la Justicia Electoral 137.460 afiliados; la UCR, 44.774; el PRS, 30564; el Partido Frente Grande, 3.749 y el Partido de la Victoria, 6.817.

Una novedad en el trámite de afiliación dispuesta por la nueva ley parece favorecer a los partidos grandes. Si bien hasta antes de la reforma también estaba prohibida la "doble afiliación", un afiliado de un partido podía pasarse a otro con el mero trámite del llenado de la ficha partidaria. Su presentación en la Justicia Electoral hacía que automáticamente se desafiliara del partido que abandonaba.

Ahora sin embargo, los afiliados que deseen abandonar un partido para afiliarse a otro deberán acudir a la Justicia para llenar un formulario de renuncia, o enviar un telegrama por el Correo Argentino. El nuevo requisito favorece la retención de los afiliados por parte de los partidos grandes, en especial si los "chicos" piensan que es más fácil sacarle afiliados, que buscar nuevos interesados en la política partidaria.

La nueva ley, sin embargo, da un paso hacia la transparencia de los padrones. Dispone que son públicos, y manda que la Cámara Nacional Electoral instrumente un sistema de consulta.

Comentá la nota