Parque Mitre: se fueron los más chicos y quedó una carpa con mayores de edad, resistiendo contra la tala

Todos tienen más de 18 años, y decidieron reemplazar a los más chicos. Mejoraron la carpa, pero se le rompió y piden otra. "Antes de sacar conclusiones, que vengan a hablar con nosotros", reclama. Piden apoyos, no se irán hasta que no les garanticen que las plantas quedan.
El final del conflicto que se le desató al Municipio al tratar de talar árboles en Parque Mitre no parece a la vista: cuando los más chicos habían anunciado que se iban este martes, el grupo de jóvenes un poco más grande tomó la posta y se quedó resistiendo. Los cinco que están ahora le empezaron una guardia debajo de los árboles "por tiempo indeterminado", o al menos hasta que les digan que las plantas no serán volteadas.

El recambio de "guardia anti-tala" se decidió este lunes, luego de que los padres de los chicos menores de edad decidieran que sus hijos volvieran a la actividad normal, incluyendo el estudio. Ahí los más grandes definieron que seguían adelante, sin plazo para retirarse.

Los que tomaron la posta y armaron una nueva carpa en el barro son Sibila Andregnette, Guillermina Galán, Daiana Lecay, Isaías Betancourt y Cristian Burgardt. "Lo único que queremos es que antes de hablar sobre nosotros vengan y nos pregunten qué pensamos, para qué estamos acá, qué nos moviliza", le dijeron en la mañana de este martes a infoeme.com.

Los cincos pasaron la primera noche envueltos en frazadas, con mínimas (o directamente nulas) condiciones de confort, reclamando que el Municipio no avance en la tala de los dos eucaliptos que están en la margen derecha del Tapalqué.

Este lunes, jóvenes con sus padres se reunieron con la secretaria de Legales, Carolina Szelagowski, en un encuentro que no sirvió para casi nada, porque la funcionaria se mostró dura en la decisión de sacar las plantas, y apenas se comprometió a "transmitir" al intendente José Eseverri las inquietudes.

Los padres y jóvenes, que en realidad fueron a hablar con el mandatario pero no lograron una reunión debido a que estaba "de recorrida en el Hospital", salieron del encuentro con Szelagowski y presentaron en mesa de entrada un expediente en el que piden que "se abra el diálogo" a una mayor cantidad de profesionales, que se entienda que aunque los chicos se retiren "no abandonan su reclamo por un medio ambiente más sano".

Luego de eso los más chicos se fueron. Pero los más grandes quedaron.

Cuando hablaron con infoeme.com también hicieron un pedido. En la noche del lunes al martes se les rompió uno de los ojales de la carpa y solicitan otra para poder aguantar unos días más.

De acuerdo a la información que pudo recabar este Diario, las fuerzas de seguridad no actuarían para desalojarlos salvo que el Municipio elabore una orden específica y por escrito.

Comentá la nota