Los paros y la gripe conspiran contra la garantía de los 180 días de clases

Por las huelgas convocadas desde los gremios docentes se perdieron 26 jornadas educativas. El adelantamiento y extensión del receso invernal ocasionará una pérdida de otros 8 días de clases. Se trata de 34 jornadas que complican el panorama educativo local.
Cerrando la primera mitad del ciclo lectivo 2009, la posibilidad de que la jurisdicción correntina cumpla con la garantía de un mínimo 180 días de clases en las escuelas de la provincia, a partir del compromiso firmado a nivel nacional, se presenta cada vez más lejana.

Antes los paros convocados por los seis gremios docentes y ahora por el adelantamiento y prolongación del receso invernal obligado en función del brote de la gripe A en Corrientes, que ya se cobró dos vidas en la provincia, generó una pérdida de más de 30 días de clases.

Entre marzo, abril, mayo y junio, se perdieron 26 jornadas escolares a partir de las huelgas convocadas por UDA, ACDP, AMET, MUD, SADOP y SUTECO; medidas que se suspendieron la última semana en función de las elecciones legislativas nacionales y el proceso democrático en cuestión. Durante esos 4 meses, además, se registraron 5 feriados en los que tampoco se dictó clases.

A este panorama, por demás complejo en cuanto a la recuperación de los días perdidos que llevó incluso a analizarse en su momento la posibilidad de acortarse a una semana el receso invernal o el dictado de clases los días sábados, para cumplir con el mínimo de 180 días de clases, se sumó en estos días la epidemia de influenza A.

Con la decisión del Ministerio de Salud Pública de la Provincia de adelantar las vacaciones de invierno, que debían comenzar el 13 de julio, a ayer 30 de junio, se perderán 8 días hábiles de clases, sin contar el feriado del 9 julio; con lo cual, la merma de jornadas educativas efectiva se incrementaría aún más.

Entre los días perdidos por huelgas y los que se perderán por un receso invernal más largo, se trata de un total de 34 jornadas que deberán recuperarse de algún modo no sólo para cumplir con el compromiso asumido a nivel nacional y estipulado en la Ley 25.864 vigente desde 2004, sino también en resguardo de la calidad de la enseñanza.

Mantienen latente plan de lucha gremial

Desde la órbita gremial, referentes del sindicalismo docente se manifestaron de acuerdo con la decisión adoptada por el Gobierno provincial con relación al adelantamiento del receso invernal, pero aclararon que no dejarán de lado el diálogo con las bases para evaluar la continuidad del plan de lucha en reclamo a una recomposición salarial.

"Desde el ámbito docente seremos precavidos y tomaremos el tema con la seriedad que se merece; no obstante, la comunicación permanecerá, tenemos la obligación de consultar como continuará el plan de lucha en el marco del cual se venia hablando del no inicio de clases al volver de las vacaciones de invierno", anticipó la secretaria general de UDA, Gabriela Albornóz. Si bien aclaró que no hay información oficial concreta, comentó que los docentes no tienen la obligación de asistir a las escuelas durante este tiempo.

Comentá la nota