Paro nacional de los trabajadores de refinerías

Los empleados de las empresas refinadoras de todo el país iniciarán hoy un paro de actividades por tiempo indeterminado en reclamo del pago de mil pesos que las empresas Repsol YPF y Refinor, instalada en el norte salteño, adeudan desde enero pasado.
Así lo informó el secretario general del Sindicato del Petróleo y Gas Privados de Salta y Jujuy, Alberto Romero, quien es también secretario legal de la Federación Argentina Sindical del Petróleo y Gas Privados, entidad que convocó al paro.

La Federación había convocado a un paro también en el sector de yacimiento, pero esta medida debió ser levantada ayer después de que el Ministerio de Trabajo de la Nación dictara la conciliación obligatoria.

Pero "en cuanto a refinería el paro se mantiene y fue convocado habida cuenta de que las únicas empresas que no pagaron los mil pesos que deberían haber abonado en enero son Repsol YPF y Refinor", informó Romero en comunicación con Nuevo Diario.

De todos modos el Ministerio de Trabajo convocó a las partes a una reunión a llevarse a cabo hoy. Romero insistió en que el paro se mantendrá hasta tanto la Cámara de la Industria del Petróleo (CIP), que nuclea a las refinadoras, dé una respuesta a sus pedidos.

En cambio, el paro del sector de yacimiento, que debía empezar hoy también, se levantó por la conciliación obligatoria. En este marco, el próximo lunes habrá una reunión entre funcionarios de los Ministerios de Trabajo y de Planificación Federal, representantes de las cámaras empresarias y de la Federación Sindical para "analizar la crítica situación que estamos padeciendo en este sector", sostuvo Romero.

En este caso el paro había sido decidido porque, según asegura la Federación, la patronal incumplió con el acta acuerdo firmada en noviembre del año pasado, por la cual los trabajadores se comprometían a no exigir mejoras salariales y las empresas ofrecían a cambio mantener los puestos de trabajo.

Sin embargo, ya en enero empezaron a surgir dificultades, sostuvo Romero. Las empresas empezaron a hablar de reducción de personal y se hicieron presentaciones de crisis preventivas, el paso previo a la desafectación de empleos. "Lamentablemente el acta no se está cumpliendo y hacemos responsables a las empresas petroleras y le estamos diciendo al gobierno nacional que intervenga para mantener la fuente de trabajo", añadió Romero en declaraciones al canal de cable Video Tar.

Comentá la nota