"Para mí, Lanús va a ser campeón"

Blanco apuesta por el Grana pese a que ya "no tenemos que demostrar". Y le avisa al Globo: "Jugar lindo no significa jugar bien".
¿Quién sale campeón?

-Para mí, sale Lanús.

-¿Así nomás, "Lanús va a salir campeón"?

-Y, para mí va a salir campeón Lanús. No me va eso de sacarse la presión diciendo que está para salir campeón otro equipo. Te estaría mintiendo. No puedo decir que el candidato es otro, porque, a cuatro fechas del final, el puntero es Lanús. Y Lanús tiene equipo para ser campeón, y creo que está para ser campeón. De ahí a que pase es otra cosa. Pero no me va eso de las cábalas. Hay que sacarse el cassette. Por ahí a algunos les resulte polémico leerlo, pero no lo es. No lo digo para polemizar. Quizá sea mejor callarse, mantener el perfil bajo, pero bueno, es lo que siento y pienso.

-Ya que no tenés cassette, ¿aceptás que Huracán es el que mejor juega?

-No sé si el que mejor juega. Sí por ahí es el equipo que juega más lindo. Porque hace más toques. Pero jugar lindo no significa jugar bien. Jugar bien abarca un combo de cosas: saber defender, atacar inteligentemente, ser ordenado... No hace falta ganar 5-0 para jugar bien.

-Lanús juega bien y a veces juega lindo.

-Lanús juega bien y muchas veces juega lindo. Y hace tres años y medio. Eso es muy valedero.

-¿Lanús es mejor entonces que el resto?

-Lanús no tiene que demostrar nada. Tiene que ratificar en todo caso. Lo nuestro no es algo de hoy. Este equipo ya salió campeón, ya entró en la Sudamericana, puede llegar a quedar primero en la tabla general a tres fechas del final de la temporada, que es algo muy grosso...

-No es una moda.

-Es fácil enamorar a una novia con la que salís hace un mes. Lo difícil, o al menos lo más valedero, es seguir enamorándola cuando ya llevás años saliendo. El enamoramiento dura poco, el amor es algo más fuerte. Pero ojo, Huracán puede seguir nuestro camino. De hecho, por algo están donde están tanto Huracán como Vélez.

-¿Molesta que se hable tanto de Huracán y no así del puntero?

-Es parte del jueguito. De Godoy Cruz, que juega excelente, tampoco se habla. Porque no se le dan algunos resultados. Y por algo no se le dan. Algo mal estará haciendo.

-Y por algo Huracán no va primero.

-Y claro. Y por algo Lanús no fue primero en su momento. Mirá a Vélez: perdió un partido y perdió la punta. Eso te marca lo parejo que está el campeonato argentino. Pero mejor que no hablen de nosotros. A algunos los motiva...

-¿A vos?

-Yo siempre me motivo cuando me pongo esta camiseta. Todo el plantel en realidad. Tenemos las mismas ganas de ser campeones que en 2007. Sólo que ahora lo vivimos con más calma.

-¿Y eso no los relaja?

-No, al menos adentro de la cancha. Por ahí en 2007 llegábamos a todas las canchas cantando, gritando, y ahora no. Porque era una forma de sacarnos presión de encima. Y ahora hay menos nerviosismo. Igual, la idea es que usemos esta tranquilidad en forma positiva. La mayoría ya pasó por la situación de estar con serias chances de salir campeón a cuatro fechas del final, así que no hay tanto nerviosismo, salvo en los chicos que no vivieron lo de 2007. Pero se les habla.

-¿Y qué pasó para que el Blanquito que apareció en el último tramo del equipo campeón hoy ya sea Blanco?

-Cambién muchísimo. Ahora tengo más tranquilidad, manejo los ritmos del partido. Antes, por querer hacer todo, y hacerlo enseguida, terminaba acalambrado. Hoy puedo terminar un partido entero. Ya no me gana la ansiedad ni siento tanta presión.

-De hecho sos una de las figuras del equipo con sólo 21 años.

-No, creo que estoy teniendo un campeonato normal. En el Apertura 2008 tuve mi mejor nivel. Ahí me sentí muy bien. Y sirvió para que hoy me sienta afianzado, incluso sin estar teniendo un buen torneo.

-¿Que no estás teniendo un buen torneo, decís?

-No digo malo. Me siento útil, pero no como en el campeonato del 2008. Estoy jugando normal.

-Qué autocrítico.

-Tengo mucha autocrítica, aunque tampoco me mato. Lo que pasa es que sé que puedo dar más.

-¿Y te sentís afianzado en Primera?

-Sí, aunque nadie es indiscutido. Pero hay momentos en que uno siente que está dentro del equipo, y éste es uno.

-¿Ya te acostumbraste a jugar por la banda y no de enganche, tu puesto preferido?

-Sí, ya van tres años y medio de correr la banda, je. Por suerte Maxi (Velázquez) y Graieb me la hacen fácil, cubren bastante. Aunque uno igual siempre está buscando ayudar, por eso al principio terminaba acalambrado. Pero sí, si me das a elegir, digo enganche, porque tenés menos compromiso de marca y más pisada de área. De volante por afuera te desgastás, llegás menos al gol. Igual, es bueno tener este puesto incorporado. Me va a servir.

-Cada vez se elige menos jugar con enlace.

-Diez hay. Enganches, menos. Pero hay diez que no juegan de enganches aunque se tiran de doble cinco. O mismo yo, a veces termino siendo un enlace transitorio.

-Que Vélez se saque puntos con Huracán es bueno para ustedes. Pero también para Huracán lo será que Lanús deba repartirlos con Vélez.

-Sí. Pero Huracán tiene el clásico también. Y hay que ganar los clásicos. Nosotros lo hicimos. Lo tomamos como un partido más, pero la realidad es que los clásicos tienen un plus, porque los dos equipos juegan nerviosos.

-Banfield no le juega a Lanús como le juega a San Martín de Tucumán.

-No, pero gracias a Dios, y no lo digo para cargar, Lanús no piensa solamente en ganar dos partidos al año. Piensa en ganar un campeonato.

Comentá la nota