Para IDESA se perdieron 100 mil puestos de trabajo en el primer trimestre del año

Unos 100 mil puestos de trabajo se perdieron en el país en el primer trimestre del año por el impacto de la crisis externa y por el descenso de la actividad económica típico del verano, aseguró el Instituto para el Desarrollo Argentino (Idesa).
Sobre la base de esa cifra, cuestionó duramente al Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) por asegurar que el desempleo "se mantuvo" en los primeros tres meses del año en una tasa del 8,4 por ciento.

Pero para Idesa, "no resulta creíble" un aumento en el empleo en el primer trimestre del año, cuando a la estacionalidad se le sumaron los efectos del enfriamiento económico por la crisis.

Según explicó, en los primeros trimestres de cada año se registran niveles de empleo inferiores a los del cuarto trimestre de los años precedentes por razones de estacionalidad.

Destacó que la pérdida de fuentes de trabajo al principio del año "es una regularidad que se viene repitiendo desde hace una década, bajo contextos económicos y laborales muy disímiles".

El desempleo crece históricamente en el primer trimestre porque en la temporada de vacaciones disminuye la actividad productiva en los grandes centros urbanos.

En ese escenario, es frecuente que se corten los empleos temporarios, se suspendan actividades y que muchos ciudadanos emigren hacia otros empleos en lugares de veraneo.

Esos aumentos de empleo en los lugares vacacional es no son detectados porque mayoritariamente no son cubiertos por la encuesta oficiales.

"Que el Indec diga que en los primeros tres meses el empleo creció respecto al cuarto trimestre de 2008 no sirve como información laboral", aseguró Idesa.

Y remarcó que las cifras oficiales sobre el empleo son "otra evidencia de que las manipulaciones sobre el sistema estadístico continúan y que son cada vez más difíciles de disimular".

Por eso, un escenario más plausible es que en el primer trimestre de este año el empleo haya caído respecto de los últimos tres meses de 2008 en un porcentaje similar al promedio histórico de los últimos 10 años, dijo Idesa.

"Esto implicaría una destrucción neta de unos 100 mil puestos de trabajo", añadió en su informe.

Bajo esta hipótesis, la tasa de empleo en lugar ubicarse en el 42,3 por ciento, como informó el Indec, descendió hasta el 41,8 por ciento.

Por ello, la tasa de desempleo habría sido 9,4 por ciento en lugar de 8,4.

Comentá la nota