Para Hugo Chávez "se acabó la ilusión Obama"

El caudillo caribeño afirmó que la ilusión de un cambio positivo en la política exterior norteamericano que inspiró el triunfo de Barack Obama, acabó con el "descarado intervencionismo" de Washington en América Latina

En una columna publicada el domingo en varios diarios, Chávez manifestó que el 2010 "no será un año fácil: los agentes de la reacción internacional preparan su guión para revertir el proceso emancipador que vive nuestra América", refiriéndose al proyecto político socialista que impulsa.

"La reacción, en todos nuestros países, cuenta ahora con un modelo de golpe de Estado para el siglo XXI: golpes con fachada legal que llevan el sello 'Made in USA''', en aparente alusión al derrocamiento en Honduras del presidente Manuel Zelaya.

"No hay que llamarse a engaños, se acabó la ilusión Obama y el descarado intervencionismo de la nueva administración gringa así lo demuestra", indicó desilusionado con el desempeño del gobernante estadounidense, con quien sostuvo dos breves contactos en abril en la Cumbre de las Américas que se realizó en Trinidad y Tobago.

"Preparémonos, entonces, para defender nuestra soberanía en todos los terrenos", añadió.

El gobierno venezolano restableció a mediados de año relaciones plenas con Estados Unidos, tras el encuentro con Obama y autorizó en junio el retorno a Washington de su embajador, quien fue retirado en represalia por la decisión que tomó Venezuela de expulsar al diplomático estadounidense Patrick Duddy.

Venezuela ordenó en septiembre del 2008 el retiro de Duddy en solidaridad con una decisión similar que adoptó el mandatario boliviano Evo Morales, que acusó a Estados Unidos de intervenir en los asuntos internos de su país. Duddy volvió a su cargo en Caracas en junio.

Chávez ha ido retomando su encendido discurso antiestadounidense luego que Washington y Bogotá acordaron un convenio militar que permite a tropas estadounidenses utilizar bases colombianas durante los próximos 10 años.

En ese sentido en su escrito, Chávez agregó que existe una "amenaza imperial en ciernes contra Venezuela desde Colombia: la Colombia hermana convertida en el Israel de la América del Sur".

Washington y Bogotá dicen que el acuerdo es necesario para ayudar en el combate contra el narcotráfico y las guerrillas pero Chávez asegura que la alianza amenaza a su país porque Estados Unidos lo podría atacar desde las bases colombianas.

Venezuela y Colombia comparten una frontera de 2.200 kilómetros.

El líder venezolano "congeló" las relaciones políticas y comerciales con Colombia en julio para protestar el acuerdo al que considera como una amenaza para Venezuela y sus aliados izquierdistas.

Comentá la nota