Para Fernández "hay que ampliar la participación" en las políticas de salud

El titular del bloque del FpV en el Concejo Deliberante de Lomas de Zamora defendió el rechazo del proyecto de comunicación que buscaba que el secretario de Salud, Roberto Panno, brinde explicaciones sobre las políticas sanitarias en el distrito.
Además, destacó la sanción de la ordenanza que prevé que las grandes obras cuenten con un estudio de prefactibilidad aprobado por las empresas de servicios públicos.

El presidente del bloque del Frente para la Victoria, Alfredo Fernández, justificó ayer la negativa al proyecto de comunicación presentado por la bancada Unión por Lomas que buscaba que el secretario de Salud, Roberto Panno, brinde explicaciones sobre las políticas sanitarias en el distrito y recalcó que "más allá de reuniones, hay que ampliar la participación de los sectores" en el tema.

"Nos inclinábamos más por el pase a comisión y por eso nos abstuvimos en la votación. Sin embargo, el proyecto contenía algunas afirmaciones que no compartíamos como por ejemplo, que el Plan Vida no existe en el distrito cuando realmente no es así", apuntó el concejal en diálogo con Info Región.

En la sesión del miércoles, el oficialismo hizo valer la mayoría con la que aún cuenta en el recinto y envió al archivo la iniciativa que, además de la reunión con Panno, pretendía que se reúna en forma extraordinaria la comisión permanente de Salud del Concejo.

"El proyecto planteaba llamar a Panno cuando hay programas que no dependen sólo de Salud sino de Gobierno o Desarrollo Social. Habría que armar algo más complejo para llamar a más funcionarios y por eso pensamos que debía discutirse el tema en comisión", insistió Fernández al respecto.

Además, indicó que en lo que respecta a las políticas sanitarias "debe ampliarse la participación de los sectores" y, en ese sentido, criticó que "en la reunión convocada por el hospital Gandulfo para tratar el tema del dengue no estuvo ningún sector opositor".

Por otro lado, destacó la aprobación de la ordenanza que prevé que las obras futuras que superen los 800 metros cuadrados cuenten con un estudio de prefactibilidad aprobado por las empresas de servicios públicos.

"Es importante para tener certezas y para que las empresas evalúen correctamente si tienen la capacidad de dar servicio a las grandes construcciones. Es bueno para que, por ejemplo, no termine colapsado el sistema de cloacas", puntualizó el titular de la bancada kirchnerista.

De todos modos, señaló que "hay un debate pendiente sobre el Código de Edificación" porque advirtió que "falta definir qué perfil de ciudad se busca".

"Esto requiere mucho consenso porque, cuando el gobierno de la Alianza quiso hacerlo en forma unilateral, fue uno de los motivos de la partida de (el ex intendente) Edgardo Di Dío. Hay buscar el debate sobre qué zonas preservar y cuáles vamos a desarrollar", concluyó Fernández.

Comentá la nota