Para la UCR fue una decisión "magra"

El diputado nacional electo, Julio Martínez, criticó el incremento al salario mínimo anunciado por el Gobierno provincial la semana pasada.
"Este incremento está muy por abajo de las necesidades que tiene la gente, es magro, porque le demandará una inversión de 67 millones anuales y por eso me molesta que se desconozca las reales necesidades de la gente, porque recursos hay", manifestó el dirigente al analizar la información brindada por el Gobierno provincial.

Martínez coincidió con los gremios en resaltar que las últimas movilizaciones por las calles riojanas provocaron el anuncio del incremento.

"El anuncio fue apurado por las marchas. Creo que las movilizaciones seguirán en los días posteriores porque los sueldos son muy bajos y este magro aumento no llega a cubrir lo más mínimo de una familia riojana", dijo.

Diferencias

Martínez puntualizó en las diferencias generadas entre las palabras del gobernador Luis Beder Herrera y las del ministro de Hacienda, Ricardo Guerra al momento de informar el incremento salarial.

"Existen contradicciones entre el Gobernador y el ministro Guerra, porque el primero hizo el anuncio con bombos y platillos, y luego el titular de Hacienda al realizar un blanqueo de los números, nos damos con que el aumento salarial en el mínimo de 1420 lleva implícito la quincenita. Allí está la cuestión", analizó el dirigente en un pronunciamiento que se conoció en la tarde de ayer.

Comentá la nota