Para el Decano de Ciencias Económicas de Jujuy, por los anuncios para el campo: “Estas medidas tienden a mejorar el diálogo, muestran señales de acercamiento”

Para el Decano de Ciencias Económicas de Jujuy, por los anuncios para el campo: “Estas medidas tienden a mejorar el diálogo, muestran señales de acercamiento”
El Decano de la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Nacional de Jujuy, Humberto Quintana, entrevistado por nuestro medio expresó que las medidas impulsadas desde el Gobierno Nacional para el sector agropecuario “tienden a mejorar el diálogo y muestran señales de acercamiento”. Consideró que estas medidas son positivas luego de las tensiones generadas por la ley de retenciones y que las “señales de acercamiento” que generan deberían ser aprovechadas por ambas partes para llegar a un acuerdo.
Mencionó además que estas medidas están apuntadas principalmente a provincias cerealeras o graníferas, (que no es el caso de Jujuy), y que se podría apuntalar el sector en nuestra provincia a través de políticas nacionales que modifiquen o direccionen espacialmente las principales variables económicas, “que haya un reconocimiento a que la ecuación económica en la que se desenvuelven los actores económicos de nuestra provincia, por ser provincia marginal y distante de Buenos Aires, tiene una desventaja por localización; en general los actores económicos, ya sea como productores o como consumidores, tienen una desventaja por estar localizados tan lejos de Buenos Aires, de manera que hay una asimetría muy grande con el resto del país”.

En cuanto a medidas económicas que podrían resultar positivas para Jujuy, algunas alejadas del aspecto agrario, Quintana consideró que deberían contemplarse las diferencias entre provincias, una de las cuales está dada por los subsidios (“como el del transporte en las provincias de la región pampeana”).

Comentó además que debería existir un mapa impositivo diferenciado para que la contribución realizada al sistema fiscal “sea acorde a las posibilidades de los actores económicos”, y que se podría pensar en “políticas de orientación de créditos diferenciadas territorialmente, una medida que no pueden tomar las provincias porque son decisiones que escapan al nivel provincial, lo más que pueden hacer, como lo vienen haciendo, es que sus representantes políticos gestionen y presionen”.

Comentá la nota