Para Crocianelli incrementar el gasto público en salarios «es un acto de irresponsabilidad»

El Ministro de Economía reiteró que la crisis financiera impide comprometer recursos del Estado en mejoras salariales. Recordó, además, que el Gobierno aún arrastra el déficit heredado de la anterior gestión. «Los ingresos son insuficientes incluso para afrontar los compromisos que se arrastran», afirmó.
El ministro de Economía, Roberto Crocianelli, aseguró, ayer, que en el contexto de crisis que atraviesa la Provincia resultaría «un acto de irresponsabilidad» otorgar mejoras salariales a la administración pública, graficando en este sentido que «la frazada es muy chica y los compromisos son muy grandes», por lo que incluso «los ingresos son insuficientes para afrontar los múltiples compromisos que el gobierno arrastra, no de esta gestión sino de las anteriores».

«Recibimos el cupo 64 millones de pesos en rojo y así quedó y el Gobierno anterior no está, pero los 64 millones siguen estando abajo», dijo el funcionario en relación a la deuda acumulada por el Ejecutivo, entendiendo sin embargo que «esto hay que resolverlo en algún momento, y si no te da la mano el Estado Nacional para encontrar una herramienta, una ingeniería económica o financiera para resolverlo no lo vamos a resolver, ni en esta gestión ni en la que venga detrás, porque los 64 millones en rojo en cupo no es una pavada, más los compromisos heredados y el pago de letras».

Crocianelli recordó que «en el ejercicio pasado se pagaron 57 millones de pesos en letras, con lo que honramos la deuda pero beneficio de gestión no vemos porque eran compromisos preestablecidos que como Gobierno racional y responsable lo afrontamos», aunque consideró indispensable «sentarse y reacomodar las cargas».

«No digo que no corresponde ni que estoy en contra de que alguien no se merezca tener un salario superior o más digno, pero lo que digo es que la plata no está y el elemento para financiar la plata que no está tampoco lo contamos, y todos saben muy bien que no lo podemos otorgar porque somos una provincia que arrastra un déficit y que nadie nos dará ni la Nación nos autorizará», enfatizó.

En ese sentido, al ser consultado sobre los reclamos de recomposición salarial que encaran los gremios públicos, el titular de la Cartera económica sostuvo que «en mi cabeza el pensar en incrementar el grado de compromiso de los ingresos en salarios me parece un acto de irresponsabilidad».

«Nosotros hoy tenemos comprometidos los ingresos en un noventa por ciento, más la cuota-parte para los Municipios, y no queda saldo acreedor para afrontar el resto de los compromisos del funcionamiento del Estado», remarcó.

De este modo, el funcionario explicó que «cuando tomamos compromisos para los cuales no tenemos el dinero en la caja, lo estamos financiando con el no pago de compromisos corrientes que deberíamos estar cumpliendo y no lo cumplimos. Lo estamos financiando de alguna manera, si se quiere con el IPAUSS, en la medida de que a veces no llegamos a transferir los momentos que corresponden».

Asimismo, Crocianelli opinó que «seguir incrementando la masa salarial es romper la ecuación del financiamiento del Estado, y no va a ser posible financiar algo que no tiene el resto para afrontar los compromisos que toma. Por eso este sería un acto no muy bien definido o no muy bien masticado, porque en la medida en que no esté el recurso me parece una cosa loca tomar el compromiso de cumplirlo».

Calificó de «irracional e irresponsable» el reclamo gremial de recomposición de sueldos, y advirtió a los dirigentes sindicales que actualmente «la masa salarial compromete el 90 por ciento de los ingresos de la Provincia».

«Tuvimos un mes de enero muy comprometido porque debimos poner al día nuestros compromisos, inclusive los recursos de coparticipación para las municipalidades», agregó, indicando que «a medida que vamos saldando esos compromisos que se acumularon, obviamente vamos a ir teniendo más oxígeno para afrontar los meses sucesivos».

«Es una ecuación muy fácil de analizar, si los ingresos bajan y los egresos suben, el estrés financiero aumenta», opinó, remarcando que desde que estoy en la Cartera lo que trato de hacer todos los días es contener el gasto y no asumir compromisos corrientes o salariales con dinero que no tenemos y con los cuales no tenemos tampoco posibilidades de financiarlos. No tenemos con qué financiar esos compromisos».

En referencia a las manifestaciones de gremios estatales y gremiales que están teniendo lugar en la provincia, el Ministro expresó que «cuando uno gestiona lo hace para todos. Jamás lo hago para un determinado sector de la sociedad, porque obviamente uno tiene que gobernar para todos y uno tiene que darle la mayor equidad posible a los recursos, que son exiguos, para que todos los sectores reciban lo que les corresponde», y opinó que «está bien que los gremios se manifiesten, el Gobierno en realidad gestiona para todos», finalizó.

Comentá la nota