Para el FMI, ya comenzó la salida de la recesión

Sin embargo, "no será fácil ni simple"
WASHINGTON.- La recuperación global de la peor depresión registrada desde el fin de la Segunda Guerra Mundial "ha comenzado", pero la reactivación de la economía "no será fácil", dijo ayer Olivier Blanchard, jefe de economistas del Fondo Monetario Internacional (FMI).

"La recuperación ha comenzado. Mantenerla requerirá un delicado equilibrio de acciones, tanto dentro como entre los países", afirmó Blanchard, al día siguiente de una jornada de fuertes caídas en las bolsas mundiales, que arrojó dudas sobre la recuperación global.

Blanchard advirtió que los modelos predecibles basados en recuperaciones de pasadas recesiones no serán efectivos para enfrentar la peor depresión global en siete décadas. "El mundo no está en una recesión clásica. La salida no será simple. La crisis ha dejado profundas cicatrices que afectarán tanto a la oferta como a la demanda durante muchos años", pronosticó.

Esas consecuencias, según Blanchard, se verán notablemente en Estados Unidos, y recordó que este país, "origen de la crisis", estará sin embargo "en el centro de toda la reactivación mundial".

Al dar cuenta de que los hogares norteamericanos "representan el 70% de la demanda en Estados Unidos" y que el nivel de la tasa de interés se mantendrá sin cambios un buen tiempo, el funcionario estimó que "el 3% de la demanda global norteamericana deberá proceder de otros rubros" que no sean los hogares.

"Las exportaciones netas de Estados Unidos deben aumentar" y orientarse hacia los países asiáticos "con fuertes excedentes en las cuentas corrientes", en particular China, concluyó Blanchard.

Comentá la nota