Para Ambito, la re-re de Brizuela es un "sueño de verano"

Así titula en su edición de la fecha el diario económico porteño, la nota en la que cuenta "de un operativo clamor para instalar una potencial candidatura a su re-reelección del actual gobernador", al cual inscribe en el cobismo (habrá que ver adonde lo ubican cuando los legisladores que le responden, Pedro Molas, Mariana Veaute y Raúl Paroli votan el proyecto del Fondo del Bicentenario de la Casa Rosada).
Según indica Ambito Financiero, "el mandatario conduce los destinos catamarqueños por segundo período consecutivo, y la permanencia de la figura de la perpetuidad en el poder en la Constitución provincial lo habilita -al menos, en lo legal- a incursionar por esa senda.

En las últimas horas, la presidenta provisoria del Senado a cargo de la vicegobernación, la radical Marta Grimaux, salió públicamente a sostener que «la figura de Brizuela del Moral está fuerte» y que «su gestión no debe acotarse sólo a 2011».

«Debe haber una proyección hacia adelante; hay una demostración en cada una de sus gestiones de un gran administrador, de un hombre con enorme capacidad de trabajo e idóneo para el manejo de la cosa pública», remarcó Grimaux, aunque aclaró que sus dichos responden a una postura «personal».

De esta manera, la segunda autoridad de la provincia -tras la renuncia de la kirchnerista Lucía Corpacci a la vicegobernación para asumir una banca en el Congreso Nacional- brindó un fuerte respaldo a una eventual carrera reeleccionista de Brizuela del Moral, quien lidera el Frente Cívico y Social, hegemonizado por el radicalismo.

No obstante, Grimaux -actual vicepresidente del Comité Provincia de la UCR- remarcó que otros sectores del radicalismo tendrán oportunidad de medir fuerzas en las internas partidarias. Ello, en relación con dirigentes del MIRA, una línea partidaria que cuenta con aspiraciones de destronar el poderío del actual gobernador.

«No tienen un aval generalizado de los correligionarios como declamaban, pero ya serán castigados en las internas por los radicales», consideró Grimaux.

Mientras tanto, en el seno del oficialismo evalúan la posibilidad de quebrar la tradición electoral y no votar en 2011 en marzo, para trasladar, en cambio, los comicios provinciales a octubre, en sintonía con la compulsa presidencial. Según la mirada local, un eventual buen posicionamiento del díscolo vicepresidente radical Julio Cobos en la carrera hacia la Casa Rosada podría hacer conveniente una votación en octubre, para aprovechar -según esa óptica- ese potencial efecto arrastre a favor de Brizuela del Moral.

El actual mandatario fue reelecto en 2007 en una fórmula con el kirchnerismo, pero poco después rompió la relación con sus socios locales y nacionales K y se alineó con Cobos, quien transitó por un camino similar.

Comentá la nota