Palos para el edil Coradini

El edil de Arroyo Seco que manifestó que a los menores que delinquen "hay que molerlos a palos", fue el blanco de numerosas críticas por su "afirmación profundamente antidemocrática y en clara violación de los derechos humanos".
El intendente radical de Arroyo Seco, Darío Gras, dijo ayer que están evaluando la posibilidad de hacer una denuncia contra el presidente del Concejo Municipal, el peronista Miguel Angel Coradini "por apología del delito", y que están considerando "un pedido de enjuiciamiento" en su contra. El edil, que manifestó que a los menores que delinquen "hay que molerlos a palos", fue el blanco de numerosas críticas por sus dichos. El Jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, sostuvo que "estas expresiones son grandilocuentes y pretenden ser exageradas porque creen que eso cae bien a una parte de la sociedad pero terminan siendo un fracaso inexorable en cualquier lugar del mundo que lo ha llevado adelante". Por su parte, la vicegobernadora Griselda Tessio dijo que "es inadmisible que la máxima autoridad de un cuerpo deliberativo exprese semejante afirmación profundamente antidemocrática y en clara violación de los derechos humanos". Ante la consulta de Rosario/12, el secretario de Seguridad Comunitaria provincial, Enrique Font, señaló que las manifestaciones de Coradini, "circularon con mucha ironía, pero es lamentable que lo diga una persona con una responsabilidad institucional importante". Según el funcionario, "esto merece ser discutido, pero no se puede bastardear el tema de la inseguridad para lograr trascendencia".

Coradini intentó ayer disculparse por haber expresado que "los pibes esos que se falopean y chorean, hay que meterlos adentro. Un consejo sano: si alguna vez agarran y desarman a alguno, muélanle los huesos y van a ver que no vuelve a robar". El concejal, que lleva 15 años en el cargo, y apuesta a otra reelección, pidió a la gente que "no tomen de manera literal" sus dichos, argumentando que se trató de "un exabrupto, lo dije en sentido figurado".

Pero el intendente de Arroyo Seco, el radical Darío Gres, dijo que "es terrible escuchar a este hombre proponer que lo que se invierte en cultura y en la copa de leche para los chicos se redireccione a políticas represivas. Como intendente no puedo permitir semejante tipo de expresiones y es lamentable que nuestra comunidad sea noticia por este tipo de declaraciones".

Gres, uno de los intendentes más jóvenes de la provincia, si bien consideró que la ciudad "no escapa a los problemas generales de inseguridad, es una de las más seguras del cordón industrial del sur:

"No tenemos asesinatos, delitos a mano armada, toma de rehenes. Sufrimos la inseguridad de gente que pasa por aquí".

Por su parte, el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, señaló que las declaraciones de Coradini fueron "un espanto. Si hay menores que delinquen hay que trabajar sobre la causa y no sobre el efecto". Para el funcionario nacional, "ese concejal solamente ha conseguido prensa gratis dentro de un marco derechoso".

La vicegobernadora de la provincia, Griselda Tessio alertó sobre el peligro de que se manifiesten declaraciones de este tipo en el seno de una institución democrática como un Concejo Municipal, situación que muchas veces "es aprovechada por sectores reaccionarios para instalar esas ideas en la comunidad. El problema de los menores que delinquen es muy complejo y delicado para que se hagan apreciaciones que por lo menos indican un alto grado de desconocimiento de la problemática penal".

El secretario de Seguridad Comunitaria de la provincia dijo a este diario que cuando uno escucha al concejal de Arroyo Seco, lo primero que piensa es una "parodia, tipo Capusotto, pero es una irresponsabilidad institucional importante. El señor propone una cosa jodida, complicada ya que hubo comentarios, y se instaló la sensación de que esa opinión era compartida mayoritariamente, eso es incorrecto. Me recuerda al intento de construir un muro del intendente Posse, esto es bastardear el tema de la inseguridad para lograr trascendencia".

Font explicó que "cuando uno analiza el componente de opinión de una encuesta de victimización, ésta no es la opinión dominante, las encuestas bien hechas marcan una opinión diversa y variada. Lo que preocupa además es que los dichos provienen de una persona que pertenece a un partido político que ha sufrido persecuciones".

La diputada Mónica Peralta, titular de la Comisión de Derechos y Garantías de la Cámara baja, calificó las declaraciones del concejal Coradini como "lamentables y repudiables. El Estado a través de sus instituciones debe garantizar la protección y el cuidado de los niños y niñas que se encuentran en estado de vulnerabilidad y exclusión social". La legisladora del GEN (FPCyS) dijo que "es inconcebible que alguien que ejerce la función pública, realice declaraciones de esta naturaleza. Quienes ocupamos cargos públicos tenemos el rol fundamental de generar políticas efectivas que erradiquen la violencia que hoy prepondera en el seno de nuestra sociedad".

En tanto, el concejal del ARI, Carlos Comi, titular de la comisión de Derechos Humanos del Concejo rosarino, lamentó que "un legislador electo por su pueblo opinara con notoria ignorara de cuáles son las causas y las consecuencias de los flagelos que azotan a la ciudadanía. Un hombre con responsabilidades de gobierno debe ser un ejemplo de racionalidad y cordura, y no incitar a la violencia social y a ignorar el estado de derecho".

Comi agregó: "Las raíces de la problemática de la seguridad llegan mucho más profundo, y están relacionadas a la pobreza y al estado de vulnerabilidad social en el que se encuentra gran parte de la población; por lo tanto sería beneficioso que en vez de fomentar la justicia por mano propia, se pensara en crear trabajo, y brindar salud y educación a la gente".

Comentá la nota