Palomar: Clamor por más seguridad

Un centenar de vecinos del heladero asesinado el domingo en El Palomar, se concentraron el martes frente a la casa de la víctima para pedir al Gobierno que mejoren las condiciones de seguridad.
Se trata de los vecinos de Hugo Mayares, de 29 años, quien recibió un certero balazo de parte de uno de los tres ladrones que entraron a robar a la vivienda de su vecino, ubicada en Fermín 1890 se esa localidad bonaerense, donde se encontraba cenando junto a su familia.

«Queremos vivir en paz», fue la frase más repetida por los hombres y mujeres que con pancartas, palmas, silbidos y cánticos reclamaron incesantemente durante dos horas al Gobierno de Daniel Scioli y al intendente Martín Sabatella, que «hagan algo para frenar a los jóvenes delincuentes que salen a matar para robar dinero y comprar paco».

Uno de los vecinos, Horacio, señaló que la Policía no patrulla los barrios de la zona porque «le tiene miedo» a los delincuentes que «están bombardeando» a los vecinos e indicó: «Todos estamos hartos de que la gente trabajadora se muera por sensaciones de inseguridad».

En tanto, los manifestantes convocaron «a todos los que se quieran sumar» a una caminata que realizarán el viernes a las 18 por las calles de El Palomar. El malestar de los vecinos se incrementó cuando se hizo público el hecho en que Mayares fue fusilado por uno de los delincuentes que quiso robar la casa de su vecino y dueño de la heladería donde trabajaba.

El terrible episodio se inició poco antes de la medianoche del domingo último cuando Mayares, su pareja y los dos hijos de ésta, cenaban en la casa del vecino, Angel Catansaritti, que también estaba con su familia.

«Mientras le sacaba la alianza de la mano a mi hija con la otra el ladrón me apuntaba a mí al cuello. Luego le apuntó a la nena de tres años y cuando volvió a apuntarme a mí, Hugo se le abalanzó y ahí disparó el arma», relató tras el crimen Franca Catan-saritti, esposa del propietario de la heladería.

Después de herir de muerte al joven, los delincuentes se dedicaron a saquear la caja de la heladería que funciona en el frente del inmueble, de donde se llevaron 400 pesos, y gatillaron tres veces un revólver en la cabeza a Jorge, suegro de Mayares, que es hemipléjico y a quien no llegaron a lesionar.

Reclamos

Luego de que se escucharan algunos reclamos sobre el Servicio de Emergencia de Moron, SAME, el director de esa dependencia explicó lo sucedido aquella fatídica noche.

El director a cargo del SAME, Oscar Graña, explicó que «se recibió el pedido de asistencia para el vecino herido de bala en El Palomar, Hugo Mayares. La solicitud, que se encuentra grabada en los registros del SAME, fue hecha a las 23:39 por el agente Antúnez, de la Comisaría Morón 6° (El Palomar). Inmediatamente, a las 23:40, partió la ambulancia desde el Centro de Atención Primaria en Salud de esa localidad. Mientras estaba en camino, hubo un segundo llamado, registrado a las 23:44 esta vez de parte del agente Montemurro, quien canceló el pedido de ambulancia anterior, a raíz de que estaban trasladando a Mayares en el patrullero policial hacia el Hospital Posadas».

En tanto, distintos vecinos habían convocado para hoy a maniefestarse frente a las municipalidades de los distritos del conurbano bonaerense a las 19 horas para pedir por mas seguridad, bajo el lema «hoy Basta de una vez por todas, hoy fue Mayares pero mañana puede ser uno de ustedes».

Sobre el cierre de esta edición nos informaron que la familia de Mayares desestimó juntarse frente a los palacios municipales ya que «a esa hora no habrá nadie» y pidieron que se comuniquen con Vecinos del Palomar para obtener información sobre la marcha (4650-8198).

Comentá la nota