Pagaron y se solucionó el conflicto

Acuerdo: la demora en el pago a los empleados generó medidas de fuerza en la Cooperativa de Victorica, por parte de Luz y Fuerza-La Pampa. En cambio Luz y Fuerza-Mercedes, que demoró una reacción frente a la anomalía, ayer salió a anunciar un arreglo entre las partes.
El conflicto en la Cooperativa de Victoria se solucionó ayer luego de que la entidad pagara lo adeudado a 16 trabajadores. Así se evitó la provincialización de medidas de fuerza por parte de los gremios que representan a los operarios.

El acuerdo entre las partes lleva las firmas de Pedro Mendibe, Jorge Carnaghi, Luis Fiñuken (en representación de los trabajadores), Adolfo Vandermey y Raúl Sánchez (presidente y gerente de la cooperativa). Tuvieron una audiencia con el director de Relaciones Laborales Julio San Miguel.

En el marco de ese encuentro se mostró una copia de los importes que la cooperativa depositó a cada trabajador en sus cuentas de sueldo.

Los gremialistas de Luz y Fuerza-Mercedes anunciaron, sin medias tintas, que "se ha dado solución a este conflicto" a partir de que se cobró el dinero que era reclamado (unos $ 40.000 entre los 16 empleados). En realidad, los trabajadores que sí hicieron medidas de fuerza y se plantaron ante la anomalía fueron los nucleados en Luz y Fuerza-La Pampa.

"Se hizo una presentación en Trabajo y si hoy no arreglábamos entrábamos en un conflicto inminente, para llevar a a nivel provincial. Nosotros reunimos a 500 trabajadores en la provincia. Por suerte no llegamos a esa situación", dijeron los gremialistas en una conferencia de prensa posterior al arreglo.

Contaron: "Les dijimos que necesitábamos dinero en efectivo porque había propuestas de pagar con cheques diferidos. Logramos mejorar esa propuesta, que demostraba que había voluntad de pago pero no alcanzaba".

El dinero se depositó ayer y no hubo medidas de fuerza. Para conseguir dinero, según trascendió, hubo una gestión de la Federación Pampeana de Cooperativas (FEPAMCO). "Habrán buscado un modo financiero de arreglar la cuestión, no era tan difícil", remarcó la dirigencia gremial. "Los cheques diferidos que nos querían dar a nosotros habrán ido para otro lado", apuntaron.

La explicación oficial para justificar la demora fue, en palabras del gerente Raúl Sánchez: "La cooperativa está pasando por un problema financiero. Está ejecutando obras muy importantes a la APE y obras rurales en las que los productores de la zona han pospuesto sus pagos por la situación de crisis. Eso generó un pequeño inconveniente financiero".

Comentá la nota