Otro zafarrancho judicial

El Juez de Instrucción de Santo Tomé, Humberto Camilo De Biassi Echeverría, hizo un esperpento judicial y volvió a mostrar que no existe límite para el desconocimiento del derecho, al ordenar basándose en la paritaria nacional, la titularización de un grupo de docentes de esa localidad que había presentado un recurso de amparo en agosto.
Esta decisión es de las más grotescas que se hayan conocido en la Justicia correntina, toda vez que la titularización docente -es de público y notorio conocimiento- está siendo tratada en la Legislatura.

Aún así, de Biassi amparó a docentes suplentes de la Escuela Técnica que recurrieron a la Justicia alegando que ni la dirección del establecimiento ni de Enseñanza Media del Ministerio de Educación reconocían "su derecho".

Antes de emitir el fallo, el Juez De Biassi Echeverría solicitó a algunos gremios docentes de la provincia, entre ellos Suteco, que suministren informes sobre lo acordado en instancias nacionales.

Concretamente dictó la aplicación del acuerdo referido a Titularizaciones, Traslados y permutas interjurisdiccionales y a la creación del Legajo Único Nacional Docente, a partir del 1 de enero de 2009.

El primer punto intenta dictar la regularización a los docentes que durante más de 10 años no tuvieron la posibilidad de acceder a concursos para obtener cargos titulares definitivos, entre los que se encontrarían los docentes peticionantes de Santo Tomé, aún cuando los gremios docentes se avinieron a discutir el tema en la Legislatura. Sin embargo, el secretario general de Suteco, Fernando Ramírez, "este fallo sentará un importante precedente", dijo, al tiempo que pronostica "nuevas presentaciones".

Asimismo, dictó la instrumentación de mecanismos para que de esa fecha en más, los concursos se realicen de modo regular y que se restituya a esos docentes la posibilidad de trasladados y permutas a distintas jurisdicciones del país, conforme lo ordena el acuerdo paritario.

El expediente que ahora está en Diputados y cuando con media sanción del Senado debería seguir el trámite parlamentario, pero curiosamente Suteco dice que también apelaría a la Justicia.

Comentá la nota