Otro revés de Guil en la Cámara Federal

La Cámara Federal de Apelaciones de Salta rechazó un intento de la defensa del represor Joaquín Guil para acudir con un recurso extraordinario a la Suprema Corte de Justicia de la Nación en busca de su excarcelación.
Los defensores de Guil -procesado como partícipe necesario en numerosos casos de crímenes de lesa humanidad- había apelado un fallo de la Cámara que en diciembre le confirmó la prisión domiciliaria.

Al declararle inadmisible el recurso extraordinario a la Suprema Corte, la Cámara integrada por Jorge Luis Villada, Roberto Loutayf Ranea y Renato Rabbi-Baldi, siguió el criterio de la abogada Tania Kiriaco, que representa en el caso a la Asociación de Derechos Humanos, y a familiares de desaparecidos.

"Porque se trata de una persona peligrosa que amenazó al testigo Pasayo, y a la ex diputada nacional Silvia Troyano en los pasillos de Tribunales, Guil no puede ser excarcelado, ni se le podía conceder el recurso extraordinario", remarcó la letrada.

La abogada remarcó la gravedad de los hechos que se le imputan a Guil, entre ellos su participación en la masacre de quince detenidos de Villa Las Rosas en la masacre de Palomitas, el secuestro y desaparición del ex gobernador Miguel Ragone, y el secuestro y asesinato del dirigente peronista Eduardo Fronda. Kiriaco dijo que la Cámara se ajustó a algunos antecedentes similares, como el del represor Miguel Etchecolatz.

Ahora a los defensores de Guil sólo les queda acudir en queja a la Suprema Corte. Pero antes de decidir sobre el fondo de la cuestión, la Corte tiene que admitirla admisible.

Comentá la nota