Otro juzgado de Familia se quedó sin su titular

La Corte Suprema de Justicia le concedió licencia al juez Ernesto Gastaminza hasta que se jubile, por padecer serios problemas de salud. En este mes se retira el defensor oficial penal de Concepción, Norberto Antoni.
En espera de las novedades

Una veintena de magistrados y funcionarios de ley esperan novedades de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) sobre sus trámites jubilatorios. La mitad son camaristas de distintos fueros. Además, cinco trabajan en el Centro Judicial de Concepción. Prevén que abogados actúen en la selección de los subrogantes

La Corte Suprema de Justicia concedió (por medio de la acordada Nº 838, del 30 de octubre) una licencia por largo tratamiento de una enfermedad crónica que padece, al juez de la VII Nominación en Familia y Sucesiones, Ernesto Gastaminza, la que se prolongará hasta que obtenga su jubilación con el 82% móvil. De esta forma, suman 19 los cargos vacantes.

El magistrado dejó de concurrir a su despacho el mes pasado, y obtuvo ahora el respaldo unánime de la Corte para no regresar al cargo en espera de su retiro de la función pública. Está aquejado de una artritis reumatoidea grave, según el informe de la junta médica oficial firmado por Gustavo Adolfo Lix Klett, Antonio Eduardo Viola y Sebastián Area. Los peritos concluyeron que el juez no puede trabajar por padecer una incapacidad superior al 66%.

La Corte ordenó, además, que se suspenda el ingreso de nuevas causas y la fijación de turnos extraordinarios en ese juzgado hasta que lo habilite normalmente, cuando sea cubierto con un nuevo titular. Para los juicios en trámite se dispuso la subrogación por medio de otros jueces del mismo fuero hasta el dictado de las sentencias.

De este modo, en este crítico fuero habrá dos juzgados de primera instancia sin cubrir, ya que en junio pasado se jubiló la jueza Marta Elvira Gandur de Brito. Las denuncias que ingresan son atendidas en sólo cinco de las siete oficinas que están creadas, ya que no se tramitan nuevos expedientes en las otras dos.

Renuncia

Desde el 1 de diciembre, el Centro Judicial de Concepción tendrá una segunda vacante, con el retiro del defensor oficial en lo penal de la II Nominación, Norberto José Antoni. El funcionario ya elevó su renuncia para acogerse a la jubilación especial.

Este es el primer caso que se registra en los Tribunales del sur desde que comenzaron las renuncias. De este modo, se llegará a 20 despachos que están en funcionamiento sin tener un juez, fiscal o defensor con estabilidad, a los que se deben agregar 14 cargos creados pero que nunca fueron cubiertos: en algunos casos falta una ley específica y en otros, la afectación presupuestaria indispensable. También hay cuatro juzgados de paz vacantes (su designación es directa por el Poder Ejecutivo).

Concepción tiene el récord provincial en cantidad de tiempo sin cobertura de un despacho. El 20 de mayo de 2004, Elena del Valle Grellet asumió como camarista penal y dejó vacío el cargo de juez correccional en ese centro judicial. A fines de 2004, Sergio Faiad fue propuesto formalmente por el gobernador José Alperovich para ocupar ese lugar, surgido del mecanismo creado por el Gobierno tras la eliminación del Consejo Asesor de la Magistratura.

En noviembre de 2005, Faiad renunció a su postulación luego de haber esperado infructuosamente que se pronuncie la comisión de Acuerdos de la Legislatura, que encabezaba entonces el justicialista Juan Eduardo Rojas. “Siento impotencia. Es una injusticia. Se usa a Concepción como un trampolín en la carrera judicial, y en la Legislatura se cambian figuritas (sic)”, sostuvo el abogado en el momento de retirar su candidatura. El cerrojo que nunca pudo destrabar fue político, a partir de los roces internos en el peronismo.

De nada valieron las numerosas y reiteradas quejas del Colegio de Abogados del Sur en reclamo de que se cubra la vacante. Hoy, el despacho sigue esperando juez, luego de casi cuatro años y medio, situación a la que se sumará la defensoría penal. En 2006, en tanto, Faiad fue elegido vicepresidente de la entidad de Concepción.

Preguntas frecuentes

¿Quién convocó a una audiencia?

El presidente de la Corte Suprema de Justicia, Antonio Gandur, citó al Colegio de Abogados y al Gobierno a una audiencia de conciliación.

¿Cuál es el objetivo?

Las dos partes insisten en que la Corte deberá precisar qué persigue con la convocatoria, dado que el tribunal ya dictó sentencia en la causa promovida por los letrados contra artículos de la Constitución de 2006.

¿La discusión sólo se centrará en la causa?

El telón de fondo será la cantidad de vacantes judiciales que no pueden ser cubiertas por el pleito entre las partes sobre la integración del Consejo Asesor de la Magistratura.

¿Puede haber alguna solución?

La discusión no sólo se centrará en el CAM (lo que sí es objeto de la causa), sino sobre la cobertura transitoria de las vacantes, tema en el que los abogados también quieren participar.

¿Habrá alguna forma de control público?

El Colegio de Abogados propuso que la audiencia del miércoles sea pública por la trascendencia de lo que se discute y como forma de asegurar la transparencia.

Comentá la nota