Otra vez, gobierno y oposición cruzan espadas por los recursos

Hermes Binner dijo que el Senado era una máquina de impedir. Intendentes se quejaron por las retenciones de Binner a los municipios del PJ de los ATN que envía el gobierno nacional. Mientras aumentos en patentes e inmobiliario suenan con más fuerza.
Ya lo había dicho el 18 de diciembre último: “El Senado es una máquina de impedir”. Hermes Binner sorprendía entonces desde Fortín Olmos con sus declaraciones, calificando de ese modo la actitud de la cámara alta de obstaculizar el tratamiento de la reforma tributaria y el presupuesto 2009. El peronismo, que tiene mayoría en ese cuerpo, retrucó de inmediato y advirtió que el presupuesto no se aprobaba por desacuerdos en el propio oficialismo.

A dos meses, la polémica se reedita con exactamente los mismos actores, las mismas declaraciones, los mismos motivos y sólo un poco más de pimienta en las repercusiones.

Paradójicamente, la disputa surge por una razón que comparten oficialistas y opositores: ayudar a los municipios y comunas. La cuestión a resolver es de dónde provendrán esos recursos.

Los intendentes y jefes comunales denuncian a gritos una situación financiera cada vez más asfixiante; el Justicialismo le reclama al gobierno que cambie el régimen de coparticipación, y el gobierno le contesta que si hubieran aprobado la reforma tributaria, hoy las administraciones locales verían sus ingresos multiplicados. Además, le recuerda que fue esta administración la que eliminó el tope de los fondos coparticipables para las administraciones locales, la que adelantó el año pasado la sexta cuota de Patente por 35 millones de pesos, y la que dispuso crear un fondo compensador con el 50 por ciento de los ingresos que lleguen a la provincia por Aportes del Tesoro Nacional (ATN).

En ese contexto, el mismo de hace dos meses sólo alternado por algún intento de negociación, las escenas se reeditan.

Capítulo repetido

Esta semana, Binner eligió la misma frase del 18 de diciembre para hablar sobre el Senado: otra vez lo calificó como una máquina de impedir, y otra vez reaccionó el peronismo con una declaración del presidente del partido.

Ricardo Spinozzi le reprochó a Binner la “baja calidad institucional” de su gobierno por la acefalía de organismos de control como el Enress, las vacantes en el Tribunal de Cuentas, la no designación del Síndico de la provincia, y la postulación de un defensor del Pueblo cuestionado por los propios integrantes del Frente Progresista.

El senador le recordó que de los 130 pedidos de informes aprobados en el 2008 sólo fueron contestados 14, y reiteró que el presupuesto 2009 no fue sancionado por las diferencias entre los mismos legisladores del Socialismo y de la UCR. “El gobernador tiene la máquina de impedir dentro de su propio equipo”, disparó.

Según Spinozzi, “el gobierno está escondiendo más de 2.000 millones de pesos para no socorrer a los productores agropecuarios y poner de rodillas a los intendentes”. En síntesis, le aclaró a Binner que el peronismo no está poniendo palos en la rueda “porque la rueda todavía no se ha puesto en marcha”.

Esta mañana, Binner efectuó la réplica de la réplica, y consultado por la prensa, contestó a Spinozzi su crítica por la baja calidad institucional de la gestión.

“Es al revés -respondió el gobernador-. Estamos mejorando a partir de la descentralización y la creación de regiones; los avances son en todas las instituciones, y todos los ministerios pueden hacer un racconto de ello”, expresó.

Más y más

Los cruces verbales no se limitaron a Binner y al jefe del PJ. Ayer, intendentes y jefes comunales peronistas del departamento San Gerónimo acusaron al gobierno de provocarles un “ahogo económico-finanaciero”.

Los dirigentes le exigieron a Binner “más equidad, menos soberbia y mayor compromiso con el pueblo”. Dijeron que a los pedidos constantes de ayuda para sortear los excesivos gastos que tuvieron por la inflación y la política salarial, el gobierno sólo contestó con “indiferencia”.

Volvieron a reclamar la reforma al régimen de coparticipación, y consideraron un “atropello” el decreto del Ejecutivo que le permite retener y redistribuir los Aportes del Tesoro Nacional. Cuando Binner tomó esa decisión, denunció que la Nación favorecía sólo a los intendentes del PJ con los ATN y que en 2008, más del 90% de los aportes girados habían sido para esas administraciones.

Los jefes comunales e intendentes peronistas repudiaron ese decreto y advirtieron que el gobierno de Binner también discrimina, al permitir que en 2008, el 70% de los convenios de Vialidad hayan sido firmados con comunas del Frente Progresista.

Agotada la pirotecnia verbal, persiste la delicada situación de pueblos y ciudades. Por eso, esta mañana en declaraciones a la emisora LT10, el senador del mismo departamento San Gerónimo, Danilo Capitani, adelantó que votarían a favor del aumento de Patente e Inmobiliario, que está diseñando el gobierno.

“Estamos dispuestos a acompañar estas dos medidas”, dijo el legislador justicialista.

Esta mañana, también Binner consideró que, a pesar de la polémica, “hay que buscar un acuerdo y una alternativa a esta situación. Es importante que haya un buen diálogo”, opinó.

Comentá la nota