Otra baja por la guerra

El ex ministro alemán de Defensa y actual titular de la cartera de Trabajo, Franz Josef Jung, renunció ayer tras ser acusado de ocultar información sobre un ataque aéreo ordenado en septiembre por tropas germanas en Afganistán, que dejó una decena de muertos civiles.
A Jung lo sucederá la actual ministra de Familia Ursula von der Leyen, cuyo puesto, a su vez, será asumido por la diputada democristiana Kristina Kühler, anunció horas más tarde la canciller Angela Merkel. El político que había perdido la credibilidad subrayó que siempre informó "correctamente" de sus "conocimientos" sobre el caso tanto al Parlamento como a la opinión pública, y recalcó que con su dimisión busca evitar consecuencias negativas para el ejército alemán. Jung compareció el jueves ante la Cámara baja del Parlamento alemán, el Bundestag, con un discurso defendiendo su política de información, y aseguró que siempre se ocupó de que hubiera un "apropiado esclarecimiento" del bombardeo llevado a cabo en Kunduz.

Comentá la nota