Una de cal y otra de arena

Diputados aprobaron una Ley para combatir el juego compulsivo; pero en la misma sesión tomó estado parlamentario una iniciativa que declara a Gobernador Gregores capital Patagónica de los encuentros de carreras de caballos.
Una particular situación se dio hoy en Cámara de Diputados al sancionarse un proyecto dirigido al tratamiento del juego compulsivo, y al mismo tiempo, una iniciativa que tomó estado parlamentario que pide designar a Gobernador Gregores como capital Patagónica del Turf.

La ludopatía está considerada una adicción patológica a los juegos electrónicos o de azar, caracterizado por una conducta descontrolada del individuo en relación a los juegos indicados, considerada como un factor de riesgo y/o desencadenante de otras enfermedades.

El proyecto –cuyo autor es el diputado Roberto Fernández (FVS)- asigna con carácter de salud pública la prevención y tratamiento de la Ludopatía en la Provincia de Santa Cruz. Y será el Ministerio de Asuntos Sociales el que procederá a partir de la Promulgación de esta Ley, a registrar a la Ludopatía como una enfermedad y determinar su tratamiento.

Las carreras

Mientras la iniciativa sancionada sostenía que el juego patológico es un trastorno emergente con un gran número de afectados en nuestro país y el mundo; al mismo tiempo tomaba estado parlamentario un proyecto para declarar "Capital Nacional del Turf Patagónico" a Gobernador Gregores.

Cabe destacar que en este tipo de eventos, se utiliza frecuentemente el mercado de apuestas, y las carreras de caballos son una de las principales atracciones para los apostadores, algunos de ellos, jugadores compulsivos.

Pero no fue la única incoherencia. Desde el bloque radical se indicó que mientras se busca luchar contra este tipo de adicciones, se sigue fomentando la apertura de salas de juego en toda la provincia

Comentá la nota