Sí al osito Pooh, no a los K

El primer secretario del Gobierno de las islas Malvinas y virtual número dos, Paul Martínez, fue la máxima autoridad política que compartió el homenaje a los caídos argentinos, pero no se privó de hablar sobre temas que excedieron el homenaje, como la relación con las presidencias de Néstor y Cristina Kirchner.
"No son muy populares entre los isleños" dijo en un castellano un poco afectado, pero muy correcto. Y rescató en cambio la figura de quien fue canciller durante el gobierno de Carlos Menem, Guido Di Tella porque "era un tiempo de convergencia pero hoy las cosas son difíciles por temas como el petróleo, la pesca y los vuelos" charter.

Un cambio sustancial de la política exterior que pasó del "paraguas" en el debate de la soberanía argentina sobre las islas para dialogar con Gran Bretaña y la decisión de impulsar sanciones a quienes negocien acuerdos de exploración sin la intervención de la Argentina.

Comentá la nota