La organización Médicos del Mundo Argentina denunció 40.000 casos de dengue

La asociación civil Médicos del Mundo Argentina denunció que la cantidad de personas enfermas por dengue en el país asciende a 40 mil y aseguró que existen tres casos autóctonos confirmados en la Capital Federal, junto a 30 en la provincia de Buenos Aires, pese a que ninguno de ellos tomó aún estado público.
En un documento institucional elaborado por su Secretaría de Planificación en Salud y divulgado a la prensa, la entidad señaló que Argentina se encuentra frente a una epidemia de esta enfermedad y urgió al Gobierno a que declare la Emergencia Sanitaria Nacional.

"A pesar de la información oficial, fuentes de los sistemas de salud locales denunciaron a Médicos del Mundo Argentina la existencia en la ciudad de Buenos Aires de por lo menos 3 casos de dengue autóctonos confirmados y en la provincia de Buenos Aires de 30", subrayó la organización.

"Esta información aún no ha visto la luz en la opinión pública, pero está confirmada por actores de los servicios públicos de salud de dichos distritos", insistió.

Autoridades sanitarias de Capital y Provincia niegan que exista allí dengue autóctono, aunque reconocieron que al menos 16 casos "sospechosos" -entre ambas jurisdicciones- se están analizando en el Instituto Nacional de Enfermedades Virales Humanas "Dr. Julio I. Maiztegui", en la localidad bonaerense de Pergamino.

El resultado de los estudios en el laboratorio de referencia nacional se conocerían el miércoles próximo.

Médicos del Mundo Argentina remarcó que, con nueve muertos comprobados por la enfermedad hasta el momento en el país, "el dengue representa un importante problema de salud pública, que requiere un replanteo de las estrategias políticas, sociales y sanitarias".

"En Argentina se calcula que si bien no hay cifras exactas, alrededor de dos tercios de la población estarían en variables niveles de riesgo, según la zona del país, de contraer la enfermedad", agregó la entidad.

Este domingo, el Ministerio de Salud de la Nación actualizó su base de datos respecto al avance de este mal en la Argentina y señaló en su página oficial en internet (www.msal.gov.ar) que los episodios confirmados ya son 10.594, entre autóctonos (10.233) e importados (361).

Los casos propios sólo se registran hasta el momento en el Chaco -la provincia más afectada-, Catamarca, Salta, Jujuy, Tucumán y Corrientes, pese a versiones periodísticas que dieron cuenta en las últimas horas de un episodio autóctono en Entre Ríos, en la ciudad de Gualeguaychú.

La cartera de Salud también indicó que al menos 281 casos se encuentran en estudio, por considerarse "sospechosos", aunque las autoridades nacionales sólo hablan de "brote epidémico" y se rehúsan a mencionar la palabra "epidemia".

En este sentido, Médicos del Mundo Argentina pidió al Gobierno que se sincere y advirtió que la situación del dengue en el país es "de suma gravedad" y que la enfermedad no está controlada.

"Estamos frente a una epidemia, por lo cual debemos evitar caer en mezquindades y manipulaciones informativas como, por ejemplo, continuar afirmando que esta situación es sólo un brote epidémico", subrayó.

"Al menos hay 40.000 casos en todo el país", agregó la organización, que trabaja en la Argentina para "lograr el pleno acceso al derecho a la salud de todas las personas", de acuerdo con un comunicado en su sitio web (www.mdm.org.ar), y es parte de la ONG internacional Médecins du Monde, con sede en París.

En el documento también se destaca que "las nueve muertes por dengue resultan de una gravedad inusitada para continuar considerándolo un brote epidémico".

Con el avance de la enfermedad, "quedó evidenciado que el Estado (tanto nacional, provincial y municipal) carece de políticas de salud integrales y activas", afirmó la entidad, que en el mismo sentido acusó al Gobierno de ocultar información y datos respecto al dengue.

"En especial en Chaco, Salta, Catamarca, Córdoba, Buenos Aires y ciudad de Buenos Aires", precisó en este punto.

En un amplio informe, la organización indicó que "en Argentina la desigualdad social y las condiciones de pobreza estructural (de más de 15 millones de personas) reflejan y mejor expresan los determinantes sociales y económicos por los cuales la enfermedad del dengue se afincó en nuestro país desde hace años".

Esta situación se debe asumir como parte del "abandono del Estado de sus funciones esenciales" y una "flagrante inacción de los estados provinciales y sus gestiones en los ministerios de Salud locales" para evitar la propagación de la enfermedad en el país, dijo la entidad.

Por último, la organización recalcó que "es necesario que se declare inmediatamente la Emergencia Sanitaria Nacional".

"Esto permitiría movilizar recursos presupuestarios, partidas extraordinarias, solicitar pedidos de ayuda internacional, ampliar la participación de la sociedad civil (...) y realmente darle el marco socio-sanitario que se merece esta situación de epidemia", concluyó.

Comentá la nota