Las ordenanzas son para cumplirlas

El mensaje va, tanto para "nosotros" los ciudadanos, como para el estado municipal. En el caso de la reglamentación de estacionamiento de motos en el centro de la ciudad, no se cumple. Es responsabilidad de todos.
Desde fines de octubre que la ordenanza esta en vigencia, y la Dirección de Tránsito debe controlar para que se cumpla con la decisión del Concejo Deliberante de que las motos no estacionen a 45 grados en el radio medido y un poco más allá, concretamente dentro del espacio comprendido por las calles España a 25 de Mayo, y Santamarina a 14 de Julio.

Como se puede ver en la imagen que ilustra la nota, las motos siguen estacionando en cualquier lugar, y los inspectores según Montani "hacen tres o cuatro infracciones por día".

Sin lugar a dudas que, la implementación de una ordenanza en la forma que ocurre con esta, no le sirve a nadie. Porque los incidentes en la zona céntrica siguen ocurriendo, especialmente cuando un auto quiere entrar o salir a un espacio determinado, y la presencia de una moto impide realizar la maniobra.

Eso lleva a que se sigan generando conflictos y que, hayan aparecido algunas motos tiradas en el empedrado, porque al dar marcha atrás, el vehículo se la "llevo puesta".

A esta altura de la situación, es necesario que "quienes tenemos una moto, debemos entender que el estacionamiento en el radio indicado, solo lo podemos hacer en los lugares habilitados, es decir, moteros y estacionamientos privados", y "quienes son funcionarios deben entender que no todo es cobrar una multa a quien estaciona a la izquierda o no tiene tarjeta".

Ojalá que con el inicio del mes de diciembre, el mes de las fiestas de Navidad y Fin de año, se normalice la situación, y no se generen nuevos incidentes como los que estamos acostumbrados a ver en el centro de la ciudad.

Comentá la nota