Ordenan la reincorporación de un empleado municipal

allo favorable de la justicia provincial

La Asociación de Trabajadores del Estado recibió días atrás la noticia de un fallo favorable de la jueza en lo Contencioso Administrativo del Departamento Judicial San Nicolás para la reincorporación de un trabajador municipal que había sido despedido en 2004, a poco de asumir la Intendencia Marcelo Carignani. Solicita también el pago de la indemnización correspondiente.

La Asociación de Trabajadores del Estado recibió días atrás la noticia de un fallo favorable de la justicia provincial para la reincorporación de un trabajador municipal que había sido despedido en 2004, a poco de asumir la Intendencia Marcelo Carignani.

Se trata de Alejandro Navarro, ingresado al Municipio en el 2000 en planta permanente para desempeñarse en una categoría técnica, quien fue apartado de su cargo en marzo de 2004 junto a otros compañeros de planta permanente y contratados.

“A cuatro meses de asumir, Carignani lo despide en aquel momento argumentando que había un ingreso irregular”, indicó el secretario general del gremio Alberto González. Y agregó: “Por suerte hoy la justicia nos está dando la razón diciendo que se estaba cometiendo una injusticia con el compañero al despedirlo y hay un fallo favorable en primera instancia que ordena al Ejecutivo la reincorporación del compañero además de pagarle la indemnización correspondiente”.

Argumentos

El asesor legal de ATE Alfredo Pérez Herrera argumentó que en principio al señor Navarro no se lo podía despedir por una cláusula constitucional, siendo que el artículo 14 establece la estabilidad de los empleados públicos. “En el estado cuando los empleados pasaron a planta permanente ya no se los puede despedir, salvo que cometan una falta o que haya una reorganización de carácter administrativa donde no pueda ser reubicado”, explicó e indicó que en el caso de Navarro “no se daba ninguna de las dos cuestiones”.

A raíz de esa situación se efectuó el planteo en la justicia “y la jueza en lo Contencioso Administrativo del Departamento Judicial de San Nicolás –Dra. María Isabel Fulgheri- falló a favor diciendo que Navarro había ingresado en forma regular y ya habían pasado más de dos años de su nombramiento en el puesto por lo que no se lo podía despedir”, sostuvo Pérez Herrera.

El caso

En diálogo con EL NORTE, Alejandro Navarro comentó su experiencia y las dificultades que generó su despido en 2004: “Tuve que continuar mi vida cumpliendo otra función en otro lugar. Pero aquí lo fundamental es que el Intendente respete la palabra que tomó en su despacho al finalizar la huelga de los trabajadores municipales, cuando dijo que iba a respetar la decisión de la justicia. Espero que tenga palabra y que me devuelva el trabajo, porque la justicia demostró que estaba equivocado o mal asesorado”.

Acerca del accionar del Ejecutivo en aquel momento, el secretario gremial de ATE consideró: “Esto obedece a cómo se manejan los intendentes municipales que se creen patrones de estancia y usan distintas situaciones para disciplinar a la peonada. Hay varios casos de este tipo y otros con los que también estamos en la vía judicial por ejemplo compañeras a las que han bajado de categoría. Lamentablemente los intendentes se manejan a contramano del derecho”.

Y agregó: “Carignani se comprometió a respetar lo que decidiera la justicia, esperemos que así lo haga y que le restituya el trabajo al compañero y que se termine este tipo de actitudes. En verdad, hay que ver que detrás de un trabajador hay una familia, esposa e hijos. Y el hecho de que un compañero piense distinto no tiene que ser motivo para que no forme parte del plantel municipal”.

Comentá la nota