Optimismo inmobiliario en Bariloche

El negocio inmobiliario y el de la construcción son los primeros que muestran signos de reactivación después de las crisis. Los empresarios inmobiliarios de Bariloche coinciden que "lo peor de la crisis ya pasó" y por ello vislumbran una pronta reactivación del sector, siempre dinámico a los negocios. También la estabilidad del dólar es favorable a las inversiones inmobiliarias.
Durante la inauguración de las nuevas oficinas de Cullin Hue, en San Martín 298, los asistentes intercambiaron opiniones sobre las perspectivas del desarrollo inmobiliario junto al Nahuel Huapi.

Señalaron que el crecimiento de Bariloche será hacia el este y el sur y también hay buenas perspectivas en Dina Huapi, si se logra ampliar su ejido municipal.

La tierra históricamente fue un buen negocio y permite realizar inversiones en forma de "reserva de valor", ya sea como segunda vivienda, para alquiler turístico o para renta.

Los presentes afirmaron que a mediano y largo plazo son inversiones muy seguras y también rentables. (AB)

Comentá la nota