Opositores y oficialistas renuevan los cruces por lo sucedido con la visita del Gobernador

El candidato de Unión Pro, Claudio Ersinger, afirmó que "estuvo todo armado" para que el oficialismo aparezca como víctima. La concejal María Toncovich repudió los escraches a Scioli y habló de "bandas fascistas". Nuevo Encuentro se sumó al rechazo. La localidad de Lobería se prepara para una nueva visita.
Mientras el oficialismo reiteró ayer repudios a los escraches que sufrió el gobernador Daniel Scioli en Tandil y Lobería, desde Unión Pro insistieron con que -al menos en esta localidad- todo habría estado preparado para que el mandatario apareciera como víctima de una situación que nunca se desbordó.

"Nuestra posición es clara y siempre repudiamos actitudes como las que se dieron en Lobería, pero en Tandil la situación fue distinta porque había un pequeño grupo de productores, con mujeres y niños, donde nada raro iba a pasar", reiteró ayer Claudio Ersinger, productor agropecuario y candidato a concejal de Unión Pro.

"Después quedó claro que estuvo todo armado, porque el Gobernador (Daniel Scioli) ya tenía todo listo para hacer el acto en La Cascada, y por eso trascendió una cosa que nunca sucedió", insistió Ersinger, abonando la teoría de la victimización que sostienen desde la oposición.

El candidato legislativo aseguró que distinta fue la actitud del mandatario cuando se inauguró el Hospital de Niños "Doctor Debilio Blanco Villegas", el año pasado, al promediar el conflicto agrario.

"En ese momento quedó demostrado que el Gobernador era capaz de escuchar los reclamos que se hacen de manera pacífica, más allá del tono subido de algunos productores", recordó Ersinger en diálogo con Multimedios El Eco.

Repudio del FPV

Lo cierto es que desde algunos sectores del kirchnerismo salieron a criticar las movilizaciones, bajo los mismos argumentos que el presidente del PJ y candidato a diputado nacional, Néstor Kirchner.

"Después de lo que pasó con Scioli en Tandil y Lobería, como también lo que sufrió Agustín Rossi en Santa Fe, uno no puede pensar otra cosa: se trata de bandas de fascistas que no quieren que se expresen pensamientos diferentes", aseveró a Multimedios El Eco la concejal del Frente para la Victoria María Rosa Toncovich.

Para la legisladora, son "totalmente repudiables y hay que desterrar este tipo de actitudes, que sólo nos recuerdan los momentos más oscuros de la historia en la Argentina".

En el centro

de la escena

Lejos de disminuir el voltaje de la acusaciones, los escraches de la semana pasada concentran los cruces entre oficialistas y opositores, de cara a las elecciones programadas para el 28 de este mes.

El presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Hugo Biolcati, señaló ayer que las instituciones agrarias "estamos llamando a la cordura" a los productores, para evitar nuevos escraches contra funcionarios, y sentenció que "nadie merece ser agredido físicamente".

Biolcati, de todos modos, dijo que el Gobierno está utilizando estos ataques para sacar rédito político, y le pidió "racionalidad" al ministro de Seguridad y Justicia, Aníbal Fernández, quien lo sindicó como organizador de los escraches.

"Estos actos agresivos son de un grupo no trascendente de personas", afirmó el dirigente, quien, según se difundió, pediría formalmente, a través de la Mesa de Enlace, que cesen los escraches contra funcionarios del Gobierno.

Lo cierto es que desde Tandil, Toncovich consideró que "recién ahora y muy tarde, la Sociedad Rural sale a repudiar los escraches, cuando desde hace meses que los viene alentado".

"La gente que hace daño

tiene que tener escarnio"

"No sé a ciencia cierta darle un juicio de valor al escrache, pero creo que la gente que hace daño tiene que tener algún escarnio de alguna forma. No justifico ni los huevos ni las piedras, pero alguna manifestación para que uno pueda inhibirse de caminar libremente tiene que existir", aseguró ayer el productor Fernando Hernández.

Y agregó: "No sé si la manera de Rossi en Santa Fe o Scioli en Lobería es la adecuada, pero creo que más allá de la política, hay gente que está haciendo daño de una manera muy profunda más allá de una ideología".

Respecto a privilegiar el voto como acción frente al escrache, dijo que "la democracia como toda acción que se basa en una promesa, si no cumple o cambia el discurso sobre la marcha es muy difícil esperar hasta el próximo voto sin una manifestación de descontento", insistió el productor autoconvocado de Tandil.

"Tienen que hacerlo por

caminos institucionales"

Consultado también el primer candidato a concejal de Nuevo Encuentro, Jorge Coronel, repudió los escraches y pidió al campo que canalice las demandas por las vías institucionales, sobre todo ahora que sus hombres integran listas legislativas.

"Me parece un hecho de bastante gravedad, porque es un sector que tiene herramientas para plantear sus disidencias, inclusive ahora que se han lanzado a la carrera política, por eso todas las cuestiones que tienen para plantear o modificar de la política de gobierno las deben hacer exclusivamente por los caminos institucionales", aseguró Coronel.

SRA y Mesa de

Enlace de Lobería

Cecilia Otamendi, presidente de la Sociedad Rural de Lobería, dijo ayer a Multimedios El Eco que su entidad y "la Mesa de Enlace decidimos sacar un comunicado donde rechazamos cualquier acto de violencia".

Pero indicó que "el diálogo es lo que queremos y llevamos año y medio tratando de reestablecerlo, acercando pilas de proyectos para tratar de avanzar desde los pueblos del interior".

"Que venga y que haga lo que él decida", dijo respecto a la nueva visita de Scioli. "La Sociedad Rural no hace política, pero ahora los martes vienen los candidatos a presentar propuestas, donde ya pasaron Unión PRO, el radicalismo, vendrá el Partido Obrero, también el Partido Federal y estamos reiterando la invitación al Frente para la Victoria", señaló.

"A nosotros nos afecta duramente, porque todo lo que se produce en el campo se reinvierte en el pueblo con más actividad. Hoy quiebran fábricas y se bajan las persianas de comercios", sentenció.

"No creo que nadie lo va a felicitar por las políticas que están llevando, pero repudiamos la violencia y si nos quiere escuchar vamos a ir", señaló Otamendi al evaluar la nueva visita del mandatario bonaerense.

Comentá la nota